Skip to main content

Noticia

Motor

Opel Insignia o Toyota Camry, ¿cuál es más barato?

Opel Insignia
El Opel Insignia y el Toyota Camry son dos de las opciones más destacadas dentro del segmento de las berlinas. ¿Cuál es más barato de comprar de los dos?

Por mucho que los SUV estén de moda, a un servidor las berlinas siempre le van a parecer el coche familiar ideal. No difieren mucho respecto al espacio que ofrecen, se comportan mucho mejor dinámicamente y son más eficientes. Por ello, modelos como el Opel Insignia y el Toyota Camry han de estar sí o sí en la lista de la compra de quienes busquen un coche de dimensiones considerables siempre y cuando el elegido vaya a estar entre las marcas generalistas. Pero, ¿cuál de los dos es más barato?

Opel Insignia

Opel Insignia
El Opel Insignia está pendiente de lanzar al mercado su última puesta al día.

El Opel Insignia tiene pendiente la llegada de una profunda renovación de la que aún nos faltan datos, como por ejemplo la gama mecánica. La del modelo actualmente a la venta cuenta con una interesante cantidad de opciones tanto en diésel como en gasolina cuya potencia se mueve entre los 110 CV del propulsor de gasóleo más liviano y los 260 del gasolina más potente. Este último, por cierto, junto a un sistema de tracción total desarrollado por GKN.

No te pierdas: Opel Insignia, ¿berlina o familiar, qué interesa más?

El actual modelo tiene un maletero de 490 litros de capacidad, una cifra que suponemos que aumentará ligeramente en el Insignia 2020. Éste, además, presenta una serie de cambios estéticos tanto en el frontal como en la zaga. En la primera de estas partes aparece un paragolpes en el que destaca una nueva entrada de aire en la zona central que se complementa con otras dos laterales donde además están los faros antiniebla. La parrilla, por su parte, es más alta y tiene un marco cromado.

En el apartado tecnológico, el nuevo Opel Insignia cuenta con unos faros IntelliLux led Pixel, lo que significa que cada uno de ellos tiene hasta 84 diodos luminosos. También contaremos con un sistema de infoentretenimiento actualizado compatible tanto con Apple CarPlay como con Android Auto, mientras que instalar el sistema Navi o el Navi Pro, este último con información del tráfico en tiempo real, será elección del cliente, lo mismo que la incorporación de los asientos ergonómicos AGR.

Toyota Camry

Toyota Camry
El Toyota Camry se vende en España sólo con un motor híbrido.

El Toyota Camry es un clásico de la marca japonesa que regresa a nuestro territorio para sustituir al Avensis. Su imagen es más agresiva que la de éste, puesto que adopta el lenguaje de diseño 'Under Priority de catamarán'. Respecto al interior, además de los habituales gadgets de Toyota, nos topamos con una fila trasera de asientos que puede tener reglaje eléctrico, reposabrazos central y un sistema para controlar el grado de inclinación. Esto afecta a la capacidad del maletero, que es de 500 litros si se dispone de todo esto y de 524 si no.

No te pierdas: Prueba Toyota Camry Hybrid 2020, mucho mejor que el Avensis

Al contrario de lo que sucede con el Opel Insignia, el Toyota Camry sólo ofrece en España una opción mecánica, híbrida para más señas. La parte térmica tiene una cilindrada de 2.5 litros y entrega por sí sola 178 CV, mientras que la parte eléctrica aporta otros 120. No obstante, en el momento de máximo apogeo este motor desarrolla 218 CV. La batería es de 1,6 kWh de capacidad.

El cambio que se asocia al motor híbrido del Toyota Camry se le conoce como Shiftmatic, aunque no deja de ser el mismo e-CVT de variador continuo habitual de la marca con otra denominación. No hay opción de equipar transmisión manual.

¿Cuál es más barato?

Aún desconocemos lo que va a costar el Opel Insignia después de su renovación, pero es de suponer que no será mucho más caro que el actual, cuyo coste de salida es de 22.663 euros en España. Y aunque esta cifra crezca, que lo normal es que lo haga, en todo caso será muy complicado que llegue a los 32.500 euros que pide Toyota por el Camry, descuentos no sujetos a financiación incluidos. Y es que ya sabemos que los coches electrificados, sea cual sea el grado de esta tecnología, siempre engordan la factura a afrontar.

Más:

Berlinas

Y además