Noticia

Ford F-150 Diésel: desde Europa a Estados Unidos

Ford F-150 2018
Aarón Pérez

Una de las novedades del Salón de Detroit 2018 será el Ford F-150 Diésel, un modelo que se venderá en Estados Unidos y cuyo motor ha sido fabricado en Europa.

No te pierdas: Prueba: Ford F-150 Raptor 2017

Aunque en Europa no está tan bien visto desde hace algún tiempo los motores diésel, en Estados Unidos parece que está a punto de recalar, más si tenemos en cuenta que el pick-up más vendido en ese mercado estrena el nuevo Ford F-150 Diésel, el cual contará con un motor que ha sido desarrollado y fabricado en la planta de producción que la compañía tiene en Dagenham, Reino Unido. Además, es una de las novedades del Salón de Detroit 2018.

El nuevo Ford F-150 2018 estrena una variante diésel equipada con el motor Power Stroke de 3.0 litros de la compañía, el cual ofrece una potencia de 250 CV y un par motor de 600 Nm, más que cualquier otro pick-up diésel de su segmento. El par máximo se entrega desde las 1.750 rpm, grantizando una capacidad de remolque de 5.171 kilogramos y un volumen de carga en la cama trasera de 916 kilogramos, así como una eficiencia de combustible de 30 mpg (unos 7,8 litros a los 100 kilómetros).

Vídeo: Ford F-150 Raptor: monta la mejor suspensión del mercado:

Un motor diésel de la planta más grande de la compañía

La planta de Dagenham de Ford es la instalación de producción de motores diésel más grande de la compañía a nivel mundial, emplea a 3.000 personas y el pasado año tuvo una producción de 800.000 motores para el Reino Unido y exportados a todo el mundo. Es por ello que Ford ha elegido esta planta para el desarrollo del nuevo motor para su F-150 Diésel.

El nuevo Power Stroke de 3.0 litros ofrece una mayor fuerza y un peso reducido utilizando tecnologías que incluyen la construcción de bloques de cilindros de hierro compactado y un cigüeñal de acero forjado. Con el objetivo de reducir el famoso turbolag, el motor presenta un turbocompresor de geometría variable de alta eficiencia, así como un sistema de inyección de combustible common-rail optimizado.

Otras mejoras instaladas son una calibración a 2.000 bares de presión para los inyectores de combustible, filtros de gasoleo duales y un depósito de aceite de aluminio forjado junto a una bomba de dos etapas, un nuevo ventilador mecánico y un radiador mejorado para optimizar el funcionamiento del motor a altas temperaturas y gran altitud. Por último, el motor se asocia a una caja de cambios automática SelectShift de 10 velocidades con función Start-Stop.

Fotos: Ford

Imagen de perfil de Aarón Pérez

Redactor

Apasionado de los coches desde que tengo memoria