Logo Autobild.es

He probado el Volkswagen ID.7 2024, ¿cumple los 620 km de autonomía que promete?

Volkswagen ID.7 Pro
Foto del redactor David LópezFoto del redactor David López

Una berlina 100%, muy amplia por dentro y un gasto de energía bajo

Hoy toca probar al Volkswagen ID.7 2024, así que hay que sacar los cables de carga para una berlina que es bastante grande, porque se va hasta casi los cinco metros de longitud, lo que significa que es 20 cm más grande que un Volkswagen Passat

Este nuevo VW ID.7, con esta estampa tan poderosa, se ha convertido de repente en el buque insignia de la marca y se sitúa, por ejemplo, por encima del BMW i4 Gran Coupé en cuanto a tamaño.

Mide 4,96 metros de largo, 1,86 metros de ancho y 1,53 metros de alto y la batalla es de 2,97. Por fuera, se identifica con la familia ID por sus formas sencillas, con esas líneas elegantes, los faros alargados y, en general, unas líneas que fluyen de una forma muy estudiada para beneficiar, de paso, al coeficiente aerodinámico, que es de solo 0,23.

En el lateral, tiene el diseño clásico de una berlina hasta que llegamos al montante C, donde su caída de techo se alarga hasta el final del portón, dotándole de una silueta de estilo coupé. Las llantas de serie son de 18 pulgadas, pero puedes montar otras de 20 por 535 euros. 

Si nos vamos a la trasera, tenemos un enorme portón que dispone de apertura eléctrica, y que da acceso a un maletero de 532 litros con un muy buen aprovechamiento del espacio interior. Además, los asientos traseros se abaten por partes, pudiendo alcanzar los 1.586 litros de capacidad.

Volkswagen ID.7 Pro

En el interior del VW ID.7 empiezo analizando las plazas traseras. Aquí tengo mucho espacio longitudinal, para mis rodillas, y pese a la caída del techo, y que las baterías van debajo, la altura es buena y no toco el techo con la cabeza.

Hablando del techo, de manera opcional equipa uno 100% panorámico. Para dejar entrar más o menos luz al interior emplea un cristal que se vuelve opaco o transparente con solo pulsar un botón. 

En anchura, los pasajeros más cómodos van a ser los de los extremos, pero como el suelo es plano, el que va en el centro, si no es muy voluminoso, no va a ir tan mal, aunque tiene que lidiar con un respaldo más plano, no tan contorneado como en las plazas exteriores y también el mullido es más duro.

Volkswagen ID.7 Pro

¿Qué otros detalles nos encontramos aquí? Pues salidas de aire especificas, tomas USB para cargar tus dispositivos portátiles, bolsas en los respaldos y en general una calidad muy con seguida.

 

Esa misma calidad la tienes en la fila delantera: buenos materiales, superficies mullidas y, sobre todo, una enorme pantalla que mira ligeramente al conductor. Luego volveré a ella, pero antes me detengo en unos asientos que son supercómodos.

Pueden ir calefactados y refrigerados, disponen de una función de secado gracias al empleo de unos sensores de temperatura y humedad, además tienen masaje.

Volkswagen ID.7 Pro

Pero sí, volviendo a la pantalla, es unos de los elementos más llamativos de este Volkswagen es, como no, la pantalla del sistema multimedia que es de 15 pulgadas: nuevo diseño, iconos más grandes, un formato personalizable y una mayor fluidez en su uso.

Y en la parte baja de la pantalla, encontramos una tira táctil para manejar el climatizador que va iluminada. En cuanto a la instrumentación principal, ofrece una pequeña pantalla a color con un aspecto no tan espectacular y una información tirando a escasa.

Y es que Volkswagen quiere que centremos la vista en la carretera y utilicemos el sofisticado Head-Up Display con realidad aumentada que ofrece, eso sí, mucha más información, como velocidad, consumos, autonomía, indicaciones mediante flecha e iconos del sistema navegador...

Volkswagen ID.7 Pro

No hay un solo botón que no sea táctil, salvo el del warning. También los botones del volante son táctiles y aquí hay alguna vez que, al girar, puedes pulsarlos sin querer.

Luego como buen familiar y coche práctico, muchos huecos portaobjetos, todos de buen tamaño, dos portabebidas, zona para cargar el móvil, parte inferior para dejar más cosas, o aquí entre los asientos.

Me pongo en marcha y toca hablar de todo lo relativo a la mecánica, chasis, etc... El VW ID.7 Pro emplea la plataforma modular MEB del grupo Volkswagen. La misma que por ejemplo lleva un Volkswagen ID.3, ID.4 o ID. Buzz, un CUPRA Born, un Skoda Enyaq o un Audi Q4 e-tron.

Volkswagen ID.7 Pro

El VW ID.7 recibe, eso sí, una serie de mejoras tanto en la dirección como en la suspensión trasera y estrena software actualizado para la suspensión adaptativa DCC, que es una opción que yo siempre recomiendo (cuesta 1.175 euros). Dependiendo del modo de conducción, los amortiguadores ofrecen diferente dureza, pudiéndose ajustar hasta en 15 niveles.

Hablamos del motor: tiene potencia de sobra, 286 CV, con 545 Nm de par y va ubicado en el tren trasero. Respecto al motor de 204 CV del grupo, que han montado y montan infinidad de modelos, este bloque, promete ser más eficiente.

Te hablo de la batería: 77 kWh netos, 82 brutos, lo que le da una autonomía según el ciclo WLTP de hasta 620 kilómetros, pero con un consumo de solo 14,2 kWh. Y aquí es donde hay que hacer una puntualización, pero te la haré luego, antes déjame decirte como se siente este VW ID.7 Pro.

Volkswagen ID.7 Pro

La potencia de carga llega hasta los 175 kW, por lo que es capaz de pasar del 10 al 80% en tan sólo 28 minutos, aunque se espera que en nuevas versiones pueda llegar hasta 200 kW. En alterna llega a los 11 kW, por lo que necesitaras 8 horas para completar el proceso.

La primera premisa que le puedes pedir a una berlina como este ID.7 es que sea cómoda. Y lo es, tanto como silenciosa, porque está muy bien aislada del exterior.

Ofrece un confort de marcha notable, con un muy buen tacto de suspensión cuando, por ejemplo, circulamos por carreteras en mal estado. Se nota mucho las mejoras introducidas en el tren trasero, ya que por ejemplo en un ID.5, tenemos una suspensión trasera algo más rebotona e ineficaz cuando circulamos rápido por un tramo de carreteras bacheado.

Volkswagen ID.7 Pro

En el VW ID.7 resulta mucho más preciso e incluso provocándole, el control del eje trasero en todo momento resulta bueno, transmitiendo pocos movimientos al interior del coche.

En cuanto a la respuesta del motor, nada que objetar, ya que es rápida, como es común en los eléctricos, y te permite solucionar maniobras de adelantamiento en muy poco espacio. Voy a hacer una aceleración desde parado para que veas que la puesta en marcha es muy intensa.

Y luego está el consumo. Olvídate de esos 14,2 kWh homologados, porque son una quimera. Aunque lo cierto es que a pesar de sus más de 2.100 kilos de peso, este ID.7 no se muestra especialmente gastón y he logrado medias fáciles de 16 kWh, por lo que pasar de los 500 km en condiciones reales, no debería ser un problema.

Volkswagen ID.7 Pro

Eso sí, en cuanto pongas la calefacción, o el aire acondicionado en verano y vayas con la familia y el maletero a cuestas, vas a superar los 20 kWh y eso te deja con autonomías de algo más de 400 km o un poco menos.

Por lo demás, la dirección es muy suave y muy cómoda. Te desconecta del asfalto y filtra mucho, pero en el fondo, el carácter de este ID.7 pega más con este tipo de dirección, que buscan el confort, más que te transmitan cada metro de asfalto.

Y el tacto del freno también me parece muy logrado, con una sensación siempre de poder gestionar con el pie el mordiente. No es de récord, pero he podido detener este ID7 desde 100 km/h en 66 metros.

Volkswagen ID.7 Pro

Como digo, en marcha este ID.7 se siente pesadote, por que supera las dos toneladas, pero la energía del motor y lo bien que esta ajustado el chasis, hacen que maquillen mente ese peso y notes un coche cómodo, pero ágil a la vez y con un paso por curva muy neutral.

El precio de este VW ID.7 pro es de 57.320 euros, descuentos ya incluidos. Si a eso le sumas un puñado de extras se te puede ir a los 65.000 fácilmente, un precio alto, pero que es más barato que rivales como el Mercedes EQE y también que el BYD han, aunque este tiene mucha mas potencia.

Conoce cómo trabajamos en Autobild.

Etiquetas: Berlinas

Valoración

Nota7.5

Lo mejor

Espacio interior, potencia de sobre, calidad, consumo

Lo peor

Autonomía muy sensible al uso, algunos botones táctiles