Noticia

¿Qué sabemos del Mazda RX-9?

Alex Morán

Nuevos rumores apuntan a la vuelta del motor rotativo con el Mazda RX-9 en el Salón de Tokio de 2017, 50 años después del nacimiento del Cosmo. Un nuevo modelo que tendrá un detalle muy Aston Martin.

Durante todo el año 2016 se sucedieron los rumores sobre una posible vuelta, por todo lo grande, de los motores rotativos a Mazda. El precioso Mazda RX-Vision presentado en el Salón de Tokio de 2015 abrió la veda y, tras meses de idas y venidas, el pasado mes de diciembre Masamichi Kogai, CEO de la marca, dio al traste con las ilusiones de muchos confirmando que no habría un deportivo superior al MX-5. ¿El motivo? Que el posible RX-9 tendría que cumplir con las futuras normas de emisiones, algo complicado ya que los motores Wankel consumen mucha gasolina y aceite.

VÍDEO: El RX-Vision al detalle

Ahora, meses después de la mala noticia, la situación da un nuevo vuelco y es que la publicación japonesa LeVolant Boost afirma que el sucesor del RX-8 tendrá su puesta de largo el próximo mes de octubre durante el Salón del Automóvil de Tokio 2017. ¿Qué argumentos apuntan a ello? Que este año se cumple el 50 aniversario del nacimiento del Mazda Cosmo, primer modelo de producción del fabricante en utilizar un motor rotativo. Por eso sería la ocasión elegida por Mazda para desvelar un deportivo que muchos llevan tiempo esperando.

Hay que coger la información con pinzas, ya que no es la primera vez que salta esta liebre, pero la publicación menciona los primeros datos que se rumorean sobre el modelo. Por un lado, su imagen derivará del prototipo de 2015, utilizará soluciones Skyactiv para conseguir un peso relativamente contenido que se sitúe entre los 1.300 y los 1.400 kilos, es de suponer la presencia de un motor eléctrico para cumplir las normativas de misiones (ya sea como bloque principal o ayudando a un sistema híbrido), se especula con una potencia de algo más de 400 CV y con un precio de salida de ocho millones de yenes, lo que supondría poco más de 60.000 euros y lo convertiría en un coche muy asequible.

Un detalle muy Aston Martin

El nuevo Mazda RX-9 podría montar las puertas que vemos en la gama Aston Martin. Hablamos de las puertas tipo ala de cisne, un tipo de apertura que se eleve algunos grados para evitar rozar con bordillos o aceras. A diferencia de estas puertas, las del deportivo japonés podrían incluso ampliar los grados de apertura hasta los 15 grados.

En el siguiente enlace puedes ver el boceto de este tipo de puertas que ha sido registrado convenientemente. No tenemos confirmación por supuesto de que esto vaya a ocurrir, pues aún poco se sabe de este supuesto nuevo modelo de la marca japonesa.

Fuente: Carscoops.

Imagen de perfil de Álex Morán

Redactor

Crecí viendo deportivos japoneses en los 90, los echo de menos y me decanto por los import nipones. El Nissan Fairlady Z 432 es mi amor platónico.