Skip to main content

Noticia

Range Rover Evoque o Ford Puma, ¿qué SUV es más exclusivo?

Range Rover Evoque
El Range Rover Evoque y el Ford Puma son dos de los representantes del segmento de los SUV compactos. Sí, uno es de marca 'premium' y otro de firma generalista, pero ¿cuál es más exclusivo de los dos?

Uno de marca 'premium' y otro de fabricante generalista. Uno que estrena segunda generación y otro que recupera una denominación del pasado. Sutiles diferencias para dos SUV compactos que prometen ser de los grandes animadores del segmento durante los próximos tiempos. Pero, puestos a buscar exclusividad pura y dura, entre el Ford Puma y el Range Rover Evoque ¿cuál se lleva la palma?

Range Rover Evoque

Range Rover Evoque
El diseño de la segunda generación del Range Rover Evoque se inspira claramente en el del Velar.

El nuevo Range Rover Evoque tiene ante sí la misión de seguir la senda del éxito que ha iniciado la primera generación del modelo, que rompió todas las previsiones hasta situarse como uno de los modelos más vendidos de la historia de la marca. Ahora su imagen es más seria, inspirada claramente en su hermano mayor, el Velar.

No te pierdas: Prueba del Range Rover Evoque 2019, bienvenido al Mild Hybrid

También da un salto hacia adelante el Evoque en cuanto a su interior, donde la digitalización se abre paso a la vez que los mandos físicos desaparecen. De nuevo el Velar es la referencia, y desde luego que ofrece más espacio para los ocupantes en su interior que el modelo saliente. Sucede lo mismo en el maletero, que pasa de ofrecer un volumen de carga de 575 litros a 591.

Respecto a la gama mecánica, la electrificación es la que se lleva todo el protagonismo. El Range Rover Evoque ofrece un sistema mild-hybrid en todas las versiones que equipan una caja de cambios automática, es decir, todas las que están a la venta salvo el diésel de acceso. Gracias a esto casi todos los Evoque a la venta tienen derecho a lucir la Etiqueta ECO de la DGT. En total hay a la venta seis mecánicas diferentes, tres de ellas diésel y otras tantas de gasolina. Las primeras ofrecen una potencia de 150, 180 y 240 CV respectivamente, mientras que las segundas son de 200, 250 y 300 CV cada una.

Ford Puma

Ford Puma
El Ford Puma se reencarna en un SUV compacto con el que la marca del óvalo quiere irrumpir con fuerza entre los SUV compactos.

El Ford Puma que se ha presentado hace unos meses nada tiene que ver con aquel modelo que la marca del óvalo tuvo a la venta hace un par de décadas. Las cifras de ventas mandan, y éstas indican que los SUV son los que a día de hoy aportan más rentabilidad. De esta forma, el Puma se ha convertido en un vehículo de este tipo con una imagen marcadamente deportiva que luce una estética muy en la línea de los últimos lanzamientos del fabricante.

No te pierdas: Ford Puma 2020, precios, motores y equipamiento

En el interior, tal y como sucede en el Range Rover Evoque, tenemos un interesante dispendio digital que incluso puede incluir el cuadro de instrumentos con una pantalla de 12,3 pulgadas. Respecto al maletero, ofrece un volumen de carga de 457 litros, a los que hay que sumar otros 80 bajo el piso siempre y cuando no se equipe la rueda de repuesto.

La gama mecánica que ofrece el Ford Puma desde el inicio de su comercialización está aún en pañales, puesto que aún faltarán unos cuantos motores por ponerse a la venta, tanto en gasolina como el diésel TDCI de 1.5 litros y 120 CV. Mientras tanto, tendremos que conformarnos con el 1.0 EcoBoost de tres cilindros de gasolina, que ofrece 125 CV por sí solo y que si se le añade microhibridación puede tener esa misma potencia o bien 155 CV. El ahorro de carburante según Ford a igualdad de motor es del 9% a favor del mild-hybrid.

¿Cuál es más exclusivo?

¿Qué es la exclusividad en un coche? Puede entenderse de diferentes formas, aunque para un servidor, alguien que puede presumir de un coche exclusivo es el que tiene un vehículo que se ve poco por la calle. En este sentido, la teoría nos dice que entre el Ford Puma y el Range Rover Evoque debería ser más exclusivo el segundo. ¿Por qué? Porque la factura a pagar, desde 40.000 euros mientras que el Puma empieza en 21.975, será menos accesible para los compradores. Sin embargo, viendo lo sucedido con la primera generación del modelo, que se vendió muy por encima de lo esperado, quizás el Evoque vuelva a convertirse en un coche popular y, por tanto, menos exclusivo que el Ford Puma. La respuesta final, en unos años.

Etiquetas:

SUV

Y además