Noticia

Alguien ha pagado 54.000 euros por este Bugatti Veyron

Ignacio de Haro

28/03/2016 - 13:00

Si te llama la atención que alguien haya pagado 54.000 euros por este Bugatti Veyron, un precio que no se aproxima ni de lejos a lo que suelen costar estos vehículos en el mercado de ocasión -un mínimo de 800.000 euros para unidades de 2006-, que sepas que tiene una explicación. Y es que, aunque cuesta darse cuenta a primera vista, se trata de una réplica construida sobre la base de un Ford Cougar de 2001.

No te pierdas: Ocho curiosidades sobre el Bugatti Veyron

¿Cómo es posible que alguien haya pagado 54.000 euros por este Bugatti Veyron, una suma que es 15 veces inferior al precio mínimo de venta que registran en el mercado de ocasión de los primeros Bugatti Veyron fabricados? Tranquilo, que no acabas de perderte el chollo de tu vida. Lejos de haber realizado una inversión de récord, el misterioso comprador en realidad se ha llevado a casa una réplica del superdeportivo, una imitación construida sobre la base de un Ford de comienzos de la década pasada.

Y más concretamente, esta réplica de Bugatti Veyron está fabricada sobre la base de un Mercury Cougar de 2001, el equivalente estadounidense del Ford Cougar que comercializaron en suelo español. Hay que reconocer, eso sí, que estamos ante una de las mejores imitaciones del famoso superdeportivo que hemos visto hasta la fecha, nada que ver si la comparamos con las siete peores réplicas del Veyron que puedes ver en la galería que tienes a continuación.

Comparados con esos modelos, esta réplica del Veyron vendida por 54.000 euros a su lado casi parece el modelo de verdad (no te pierdas la galería de imágenes que hemos creado para la ocasión). El anuncio original fue publicado en eBay hace casi dos meses y en aquel momento, tenía un precio de venta de 75.000 euros. Si bien, parece ser que no ha despertado el interés suficiente entre los compradores potenciales y finalmente ha sido adjudicada por el equivalente de 54.000 euros.

En lugar de un gigantesco motor 8.0 W16 con más de 1.000 CV colocado en posición central-trasera como el modelo real, esta réplica de Bugatti Veyron cuenta con un propulsor 3.0 V6 Duratec colocado en posición delantera. Este bloque, a diferencia del original del Veyron, que está ligado a un cambio DSG y a la tracción integral, envía su potencia a las ruedas delanteras a través de un cambio automático tradicional.

Fuente: CarBuzz

Imágenes: eBay

Lecturas recomendadas

Ignacio de Haro

Colaborador

Apasionado del mundo de las cuatro ruedas.

Buscador de coches