Skip to main content

Noticia

Coches clásicos

A subasta el Ferrari 308 GTS de 1978 de Gilles Villeneuve

Ferrari 308 GTS Gilles Villeneuve

El próximo 12 de mayo sale a subasta el Ferrari 308 GTS de 1978 de Gilles Villeneuve en un evento organizado por RM Sotheby’s en Mónaco.

Si existe un Ferrari de segunda mano que no alcanza cifras estratosféricas, ese es el 308. La factoría de Maranello creó más de 13.000 ejemplares en los más de diez años que estuvo en activo y ahora ha alcanzado un punto de equilibrio entre la oferta y la demanda que le hace tener un precio relativamente asequible. Sin embargo, el próximo 12 de mayo en Mónaco saldrá a subasta el Ferrari 308 GTS de 1978 de Gilles Villeneuve de la mano de RM Sotheby’s, el cual romperá esta tendencia de precios.

No te pierdas: Uno de los once Ferrari 195 Inter de Guia que existen, a subasta

Gilles Villeneuve, el legendario piloto franco-canadiense, debutó en Ferrari en 1977 y la compañía italiana presentó el 308 GTS ese mismo año en el Salón de Frankfurt, por lo que el propio Enzo le hizo entrega de un ejemplar como parte de la firma de su contrato con el equipo de Fórmula 1.

Vídeo: Ferrari 488 Pista al detalle, precio y especificaciones:

Villeneuve es considerado como uno de los mejores pilotos en la historia del deporte. Lamentablemente, Gilles murió en un accidente en la pista antes de que tuviera la oportunidad de aprovechar al máximo sus capacidades. Así que, en lugar de convertirse en un campeón mundial como su hijo Jacques, pasó a la historia con tan solo seis victorias de Gran Premio. Su compañero de equipo y campeón en 1979, Jody Scheckter, le definió “simplemente como el piloto más rápido en la historia del automovilismo”.

El Ferrari de Villeneuve, a subasta

Tales eran sus dotes al volante que el propio piloto condujo desde su casa en Monte Carlo hasta la fábrica en Maranello en apenas dos horas y media. El trayecto de 435 kilómetros generalmente supone el doble de tiempo, por lo que Villeneuve tuvo que circular a una velocidad media de 180 km/h para completar el viaje en ese tiempo, con el aliciente de no hacerlo por autopista.

Tras su muerte en el GP de Bélgica de 1982, el 308 GTS fue llevado de nuevo a la fábrica. Ferrari lo vendió dos años más tarde a un nuevo propietario en Módena, cuya esposa lo mantuvo hasta 2010 cuando encontró un nuevo comprador en Dinamarca. Dos años más tarde fue invitado a participar en un evento especial en el museo de Ferrari en Maranello. Ha cubierto 37.000 kilómetros desde entonces y ahora buscará nuevo comprador en Mónaco, donde se ofrecerá sin reservas.

Fotos: Scott Pattenden (RM Sotheby’s)

Lecturas recomendadas