Skip to main content

Noticia

Siemoneit Racing ha convertido el Polo GTI en un biplaza de 316 CV

Volkswagen Polo GTI Siemoneit Racing
Hace el 0-100 en 5,2 segundos.

La versión GTI es la más deportiva que se puede adquirir del Volkswagen Polo de fábrica, lo que hace que sea la base perfecta para aquellos preparadores que quieran ofrecer variantes todavía más radicales del compacto alemán. Siemoneit Racing ha puesto su objetivo sobre él y ha conseguido un resultado más que correcto.

VÍDEO: Volkswagen Polo GTI, lo metemos en circuito

El trabajo se centra en dos partes, una mecánica que cuesta 8.998 euros, de la que hablaremos más adelante, y otra que afecta al chasis y su imagen, por la que hay que desembolsar 11.630 euros extra.

Esta consiste en una suspensión firmada por KW Clubsport, llantas ATS de 18 pulgadas, neumáticos Michelin Pilot Super Sport, asientos delanteros Recaro, arneses Sablet y la posibilidad de reemplazar los asientos traseros por una jaula antivuelco, convirtiendo el Volkswagen en un biplaza.

Probamos el Volkswagen Polo

El centro del trabajo de Siemoneit Racing está, sin embargo, en las mejoras para el motor 2.0 TSI tetracilíndrico, que de serie desarrolla 200 CV y 320 Nm de par máximo. El preparador ofrece tres niveles distintos, siendo el más completo el que lleva los guarismos del bloque hasta los 316 CV y los 430 Nm de par.

Missing media item.

Este considerable aumento se debe a la instalación de un turbo de mayor tamaño, a un nuevo sistema de refrigeración y ventilación y al añadido de un sistema de escape específico. Con dichas mejoras el Polo GTI es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 5,2 segundos y de alcanzar los 256 km/h de velocidad punta, rendimiento mucho mayor que el consigue de serie, cuando marca 6,7 segundos en el sprint y su máxima está estipulada en 237 km/h.

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Y además