Skip to main content

Noticia

Motor

Mercedes Clase E o Volvo S60 2021, ¿cuál es mejor?

Volvo S60 2021
¿Cuál es mejor, el Mercedes Clase E o el Volvo S60 2021? Analizamos estas dos berlinas premium en nuestra búsqueda de la mejor opción de compra.

Las berlinas premium son objeto de deseo de la mayoría de conductos. Este tipo de vehículos, aunque han sido superados por los SUV en el mercado, aún goza de un aura de exclusividad y cierta “aspiracionalidad” que les hacen ser representantes de tecnología y avances dentro de cada fabricante. Hoy hemos decidido centrarnos en este segmento para analizar estos dos modelos: ¿cuál es mejor, el Mercedes Clase E o el Volvo S60 2021?

Audi A6 50 TFSIe o Lexus ES 300h, ¿cuál es mejor?

Y, para enfrentarlos, recurrimos a una comparativa técnica en la que nos basaremos estrictamente en los datos facilitados por cada uno de los fabricantes. De este modo, podremos analizar apartados como las dimensiones, la capacidad del maletero, la gama de motorizaciones, el equipamiento de serie más destacado y los precios. Luego, extraeremos los puntos fuertes de cada modelo en la conclusión del final.

Mercedes Clase E

La generación W213 del Mercedes Clase E se presentó originalmente en 2016 y fue completamente actualizada mediante un importante restyling en 2020. Esta berlina de segmento E está disponible también en versión familiar (Estate), coupé y cabrio, y goza de la influencia directa del Mercedes Clase S a la hora de adoptar soluciones de diseño, tecnología y motorizaciones.

Vídeo: todos los detalles del nuevo Mercedes Clase E:

¿Cuánto mide? La berlina intermedia de Mercedes está disponible con una carrocería de 4.935 mm de largo, 1.852 mm de ancho y 1.460 mm de alto, todo ello sobre una plataforma con 2.939 mm de distancia entre ejes. Ofrece espacio en su interior para hasta cinco pasajeros, con un maletero con una capacidad volumétrica de 540 litros.

En el apartado de motorizaciones, el Clase E está disponible con motores de gasolina como el 2.0 litros turbo de 197 CV (E 200) y 258 CV (E 300), ambos con tecnología Mild Hybrid. Por encima, el E 450 de 367 CV y las versiones AMG de 435 CV (E 53), 570 CV (E 63) y 612 CV (E 63 S). En cuanto a los motores diésel, tenemos un 1.6 litros de 160 CV (E 200 d), y un 2.0 litros de 194 CV (E 220 d). La versión más potente es el E 400 d de 330 CV). También hay versiones híbridas enchufables, como el híbrido-gasolina de 320 CV (E 300 e) y el híbrido-diésel de 306 CV (E 300 de). Los motores se asocian a cambios automáticos de nueve velocidades y sistemas de propulsión trasera o tracción total (4MATIC).

Entre el equipamiento de serie encontramos el detector de fatiga, asistente de salida en cuesta, detector de señales de tráfico, control de presión de neumáticos, control de velocidad de crucero, cámara de visión trasera, faros de LED, llamada de emergencia, luces de carretera automáticas, asistente de frenada de emergencia, arranque sin llave, asientos eléctricos, climatizador de dos zonas, elevalunas eléctricos, sensor de luces y lluvia, doble pantalla de 10,25 pulgadas, tapicería de cuero, punto de carga inalámbrico, navegador, Wi-Fi y llantas de aleación de 17 pulgadas, entre otros. Los precios parten desde los 53.000 euros.

Volvo S60

El Volvo S60, por el contrario, es una berlina premium de segmento D. No es rival natural del Clase E (esto correspondería al Volvo S90), pero puede ser una alternativa real en términos de precio. Al igual que su oponente alemán, el S60 está disponible en versión berlina y familiar, el V60, así como con una interesante gama de motorizaciones electrificadas. La generación actual se dio a conocer en 2019.

Vídeo: así es el Volvo S60, todos los detalles:

En lo que respecta a sus dimensiones exteriores, el sedán de Volvo ofrece 4.761 mm de longitud, 1.850 mm de anchura y 1.431 mm de altura, todo ello sobre una plataforma con 2.872 mm de distancia entre ejes. El interior también ofrece espacio para hasta cinco pasajeros, mientras que el maletero tiene una capacidad volumétrica de 442 litros.

La oferta mecánica incluye motorizaciones de gasolina e híbridas. Los propulsores de gasolina son un 2.0 litros de 197 CV (B4) y 250 CV (B5), ambos con tecnología Mild Hybrid. La siguiente opción en la lista incluye las versiones híbridas enchufables. La opción T6 de 340 CV como acceso a gama, seguido del T8 de 392 CV y el T8 Polestar Engineered de 405 CV como opción más potente. Todos los motores se asocian a cambios automáticos de ocho relaciones, con opciones de tracción delantera (motores de gasolina) o a las cuatro ruedas (híbridos enchufables).

Si analizamos el equipamiento de serie más destacado, encontramos elementos como la advertencia de cambio de carril, asistente de frenada de emergencia, aviso de colisión frontal, asistente de arranque en pendiente, asistente de mantenimiento de carril, control de presión de neumáticos, control de velocidad de crucero, faros de LED, reconocimiento de señales de tráfico, apertura y arranque sin llave, climatizador de dos zonas, elevalunas eléctricos, faros automáticos, sensor de luces y lluvia, tapicería de tela, pantalla táctil central para el sistema multimedia, navegador, radio digital y llantas de aleación de 17 pulgadas, entre otros. Los precios parten desde los 43.700 euros.

Conclusión

En términos de dimensiones, el Mercedes Clase E es un coche claramente más grande, con 174 mm más de distancia entre ejes, 2 mm más ancho y 29 mm más alto que el Volvo S60, así como una distancia entre ejes 67 mm superior. También es más grande el maletero y presenta una gama de motorizaciones más amplia y variada en número y tipos de mecánica. Sin embargo, en el apartado de equipamiento de serie y en los precios, el Volvo sale claramente vencedor, con una diferencia en los precios de acceso a gama cercana a los 10.000 euros.

Y además