Noticia

Los 10 mejores motores de 4 cilindros del mercado

Luis Meyer

08/02/2016 - 14:11

No te pierdas los 10 mejores motores de 4 cilindros del mercado. Aunque 4 cilindros te suene a poco, nosotros te vamos a demostrar que pueden dar mucho de sí. Soluciones avanzadas como el turbo, la admisión variable o la inyección directa logran el milagro de unas prestaciones elevadas sin que se disparen el consumo y las emisiones.

¡No te pierdas las 7 claves para elegir el mejor motor!

Aquí te los mostramos: Los 10 mejores motores de 4 cilindros del mercado. Se acabaron los tiempos de los motores con muchos cilindros. Entramos en una nueva era, la del 'downsizing', o lo que es lo mismo: motores más pequeños para optimizar su rendimiento e intentar la cuadratura del círculo: elevadas prestaciones, consumo y emisiones contenidas. Especialmente para los fans de BMW, ver cómo la marca va desterrando sus clásicos motores de seis cilindros está resultando un proceso bastante doloroso. Pero nosotros vamos a demostrar aquí que los cuatro cilindros pueden dar mucho de sí, e incluso apasionar a su conductor. Modelos muy diferentes con soluciones muy diferentes lo consiguen. Y uno de los grandes protagonistas es el motor cuatro cilindros de BMW.

10. Ford Mustang 2.3 EcoBoost

Tiene cuatro cilindros turboalimentado, y gracias a su generosa potencia logra que no echemos tanto de menos la otra opción V8, más "a la americana". Rinde 317 CV y 432 Nm de par, con lo que las prestaciones y el empuje a cualquier régimen están asegurados. Tal vez no sea tan espectacultar como el atmosférico (que rinde 100 CV más) pero es más que suficiente para las pretensiones deportivas del modelo, y el consumo difícilmente pasa de los 10 litros cada 100 kilómetros.

Mustang

Motor

9. Honda Jazz 1.3 i-VTEC

El pequeño motor de este Honda rinde 102 CV, que le permiten, merced a su contenido peso, moverse con agilidad por ciudad y por carretera. A pesar de su pequeño tamaño, es un bloque muy sofisticado con turbocompresor e inyección directa. En nuestro test de consumo mixto dio 5,9 litros a los 100 kilómetros. Una gran cifra para un coche espacioso y con buenas prestaciones.

Jazz

Motor

8. BMW S 1000 RR 

Cuando hablamos de una moto, hablamos de subir de vueltas. Y el motor de cuatro cilindros de esta BMW lo hace a las mil maravillas: llega a las 15.000 rpm, si bien la potencia máxima la entrega un poco antes, en las 13.500. Hay pocos vehículos en el mundo que respondan de forma tan espontánea. Y es que sus 200 CV, literalmente, catapultan los 200 kilos que pesa el conjunto. ¿Por qué no tenemos un motor así sobre cuatro ruedas?

BMW

Motor

7. Subaru WRX STi

Es un motor bóxer, y eso, aparte de otras consideraciones, tiene mucho qe ver en el bajo punto de gravedad del conjunto, que redunda en el excepcional comportamiento de un coche de calle con espíritu de rally: a diferencia de los motores de cuatro cilindros en línea, ese bloque queda posicionado más bajo entre las ruedas delanteras. Las cifras están ahí: 2,5 litros de cubicaje, 300 CV y 407 Nm. Su respuesta: apenas transmite vibraciones y entrega la fuerza de forma homogénea, con mucho empuje a cualquier régimen. Un motor excepcional en su respuesta, aunque su consumo sea elevado: 11 litros en nuestra prueba mixta.

WRX

Motor

6. Honda Civic Type R 

Un turbo de la vieja escuela: dos litros y cuatro cilindros, convierten a este compaco en una auténtica bomba. Empuja con fuerza inusitada desde las 2.500 vueltas, y aunque el consumo de neustra prueba es algo elevado (9,2 litros) lo cierto es que las prestaciones están al máximo nivel. Rinde 310 CV y 400 Nm de par máximo. Todo esto lo acompaña con un sonido cautivador, de los que ponen los pelos de punta. 

Civic

Honda Civic Type R

5. VW Polo BlueGT

Es un motor de gasolina que aspira a consumir como un diésel. Junto a la inyección directa, monta un turbo com un funcionamiento muy limpio y, sobre todo, el sistema de desconexión de cilindros. Cuando circular lentamente sin exigir mucho al acelerador, baja automáticamente a los dos cilindros. Resultado: aunque rinde unos destacados 150 CV (que le permiten prestaciones elevadas a un coche tan compacto), en nuestra prueba mixta no pasó de los 6,1 litros. 

VW Polo BlueGT

VW Polo BlueGT motor

4. Toyota GT86

En realidad, este Toyota monta un motor bóxer facturado por Subaru. Rinde 200 CV ya desde bajas vueltas y alcanza el par máximo muy alto, a las 6.400 rpm. Esto lo convierte en un coche muy elástico, y el consumo no se dispara en exceso aunque estemos ante un deportivo de raza: 8,7 litros. 

Toyota GT86

Toyota GT86 motor

3. Audi S3 

¿300 CV de solo dos litros? Este S3 lo hace posible. El motor 2.0 TFSI lleva turbo y 16 válvulas, y admisión variable. No solo acelera de 0 a 100 km/h en apenas 4,9 segundos, sino que tiene una respuesta homogénea y fluida. El funcionamiento en el día a día es silencioso, tiene un margen de revoluciones aprovechable muy amplio (ya por debajo de las 2.000 vueltas entrega su par máximo de 380 Nm, y el pico de potencia lo mantiene hasta las 6.200). No es muy austero: en nuestro recorrido mixto, arrojó una cifra de consumo de 9,7 litros)

Audi S3 Limousine

Audi S3 Limousine motor

2. BMW 330i

El de Múnich se ha ganado nuestros corzones tirando de tecnología avanzada, en vez de cilindrada. Admisión variable de las válvulas (también la apertura), turbo Twin Scroll y Valvetronic. A bajo régimen es bastante silnecioso, y solo cuando pisas a fondo el sonido recuerda al de los añorados seis cilindros. Pero en ningún caso llega a ser ruidos, y el empuje recuerda al de los grandes atmosféricos. Tiene una respuesta fluida y al mismo tiempo deportiva. Un todo en uno con un consumo bastante contenido de 7,2 litros. 

BMW 330i

BMW 330i motor

1. Mazda CX-3 

Mazda llama a su concepto Skyactive-G, y la verdad es que la jugada le ha salido redonda. No lleva turbo, es un auténtico atmosférico que cubica 2,0 litros de cilindrada. Su motor de 120 CV empuja con fuerza a cualquier régimen, y los consumos son muy contenidos. Entrega el par máximo en la zona media del cuentavueltas, y no pasó de los 6,8 litros en nuestra prueba. ¿El único pero? Podría ser un poco menos ruidoso. 

Mazda CX-3

Mazda CX-3 motor

Lecturas recomendadas

Buscador de coches