Skip to main content

Noticia

El Kia Sportage 2018 se actualiza, motor híbrido diésel incluido

Kia Sportage 2018

El Kia Sportage 2018 recibe un lavado de cara que afecta tanto al plano estético como al mecánico, siendo especialmente llamativo esto último por la aparición de un motor diésel híbrido ligero de 48V.

El Kia Sportage 2018 se renueva, y lo hace con la intención de seguir siendo el bastión de la marca coreana en Europa, donde protagoniza la cuarta parte de sus ventas. Los cambios vienen tanto en la estética como en la mecánica, además de una mejora en términos tecnológicos que siempre es bien recibida.

No te pierdas: Cómo funciona el embrague de un coche

Lo más llamativo de este lavado de cara es la llegada del nuevo motor EcoDynamics+ diésel híbrido ligero de 2 litros a la gama, cuya aceleración aumenta gracias a la potencia de una batería de 48 V, además de extender los periodos en los que el propulsor está apagado gracias a un nuevo generador/motor de arranque. Además, este sistema puede hacer que las emisiones de CO2 desciendan en un 4%. Junto a este motor tendremos un 1.6 CRDi, que vendrá con potencias de 115 y 136 CV y reemplaza al actual 1.7.

Kia Sportage 2018

El compromiso de Kia con la electrificación se va a ver de aquí a 2025, periodo en el que la marca prevé lanzar hasta 16 vehículos con sistemas de propulsión avanzados, incluidos cinco nuevos híbridos, cinco híbridos enchufables, cinco vehículos eléctricos con batería y, en 2020, un nuevo eléctrico con pila de combustible.

Kia Sportage 2018, una actualización también estética

En lo que a su imagen se refiere, el nuevo Kia Sportage 2018 incluye unos nuevos paragolpes delantero y trasero, que se suman a los rediseñados grupos ópticos delanteros y traseros. Y todo ello sin dejar de comentar los nuevos diseños de llantas de aleación, con tamaños de 16, 17 y 19 pulgadas. Por su parte, las variantes GT-Line contarán con una parrilla en negro brillante, protectores de bajos de color plata y negro brillante e inserciones de cromo oscuro en los estribos y el portón trasero, a lo que hay que añadir unas llantas de aleación de 19 pulgadas rediseñadas, mientras que en la zaga tendremos salidas de escape dobles y luces de niebla LED con un nuevo diseño tipo cubo de hielo.

Si nos fijamos en el habitáculo, el nuevo SUV coreano destaca por la presencia de un volante y un salpicadero retocados, además de por una tapicería en dos colores, negro y gris. Las versiones GT-Line marcan la diferencia con nuevos asientos con tapicería de tejido de dos tonos, negro y gris, o bien, como opción, de piel con contrastes en rojo.

Kia Sportage 2018

Kia Sportage 2018, más tecnológico

La tecnología también juega un papel muy importante en el nuevo Kia Sportage 2018, que adopta los sistemas de asistencia de conducción más avanzados de la marca, entre los que se incluyen el control de crucero adaptativo inteligente con función de parada y arranque automáticos, un monitor del entorno (Around View Monitor) para facilitar las maniobras de aparcamiento y el control de la atención del conductor (Driver Attention Warning), que detecta el cansancio o la falta de atención al volante. Además, en el mercado europeo podremos elegir entre distintos sistemas de infoentretenimiento de Kia, que bien pueden ser uno con pantalla táctil de 7 pulgadas u otro nuevo con una pantalla sin marco de 8 pulgadas. Llegará a los concesionarios durante el tercer trimestre del presente año.

Lecturas recomendadas