Skip to main content

Noticia

Estilo de vida

Fichar en el trabajo 2019: ¿en qué afecta al coche?

registro jornada laboral coche

La obligación establecida este 2019 de fichar en el trabajo afecta al coche de diferentes maneras, y es que el Decreto Ley de medidas urgentes de lucha contra la precariedad laboral en la jornada de trabajo es efectivo desde el domingo 12 de mayo, pero se enfrenta desde el lunes 13 a una realidad tan diversa como tozuda en los usos de cada sector e, incluso, de cada empresa. 

Si quieres empezar a aclarar dudas al respecto, en el enlace anterior que conduce hasta la publicación en el BOE del Decreto Ley que obliga a un registro en la jornada laboral, también si esta transcurre en el coche- puedes ir directamente al artículo 10, donde con no mucha concreción se establece lo anterior y que modifica el artículo 34 del Estatuto de los Trabajadores.  

Te interesa Los 7 mejores coches para ir a trabajar en ciudad

Así, desde este lunes, la ley obliga a las empresas a llevar un registro de las horas de inicio y finalización de la jornada laboral al volante de cada uno de sus trabajadores “sin prejuicio de la flexibilidad horaria”. Aunque la propia Inspección de Trabajo ya ha anunciado que espera que en cada empresa la dirección negocie con la representación de los trabajadores o con toda la plantilla cómo aplicar la nueva norma, su ambigüedad seguro que generará escenarios bien dispares. 

Registro laboral jornada coches
Los desplazamientos durante la jornada laboral, si son por motivos de trabajo, computan dentro de esta.

En qué afecta fichar al uso del vehículo

Sin embargo, hay algunas consecuencias de fichar en el trabajo de cara al uso del coche que deben ser tenidas en cuenta. La primera de ellas es la que afecta a los trabajadores cuyo puesto está físicamente detrás de un volante, como conductores de autobús, camiones o chóferes de turismos. Siempre y cuando estos no sean autónomos -o falsos autónomos-, la obligación del registro de la jornada al volante recae sobre la empresa exactamente igual a como sucede en los centros de trabajo. 

"Para el control de la jornada laboral de trabajadores que usan el vehículo como herramienta de trabajo, como por ejemplo profesores de autoescuelas o conductores, se disponen de diversas aplicaciones informáticas, que determinan la ubicación del fichaje al comienzo y finalización de la jornada, con una autentificación mediante pin o huella dactilar", indica Luis Fernando Fernández, Director General de Formaster, Asociación Profesional de Empresas Formadoras en Logística, Transporte y Seguridad Vial.

En el caso de los conductores de vehículos de más de 3,5 tn, estos ya equipan tacógrafos para evitar el exceso de horas al volante, sin embargo, estos sistemas no tienen validez de cara a la Inspección de Trabajo, puesto que son dispositivos que controla el Ministerio de Fomento. 

Te interesa Los limitadores de velocidad, obligatorios desde 2022

Así, los conductores profesionales deberán fichar también, aunque corresponde a su empresa y su comité negociar el método o sistema más eficaz. En el caso del resto de trabajadores cuya jornada laboral transcurre total o parcialmente en un vehículo, hay que tener en cuenta dos conceptos fundamentales: desplazamientos ‘in itinere’ y desplazamientos ‘in mision’. 

Cómo encontrar una buena autoescuela barata: muchos trucos
Cómo encontrar una buena autoescuela barata: muchos trucos

Desplazamientos en coche y fichar en el trabajo

Los movimientos ‘in tinere’ son los que el trabajador con contrato realiza para acudir y volver de su puesto y, aunque en la mayoría de los casos, cuando se produce un siniestro, este se valora como un accidente laboral, el tiempo que se pasa en el coche camino del trabajo no puede considerarse jornada laboral propiamente dicha. 

Otra cuestión muy distinta son los desplazamientos 'in mision' o en misión, que son todos aquellos que se efectúan como servicio ordenado por la empresa, sea cual sea el método de transporte, es decir, aquí la ley de jornada laboral afecta tanto al coche o la moto, como a cualquier otro medio público de desplazamiento. 

Desde Formaster, además, recuerdan el caso específico del registro de la jornada laboral de los profesores de autoescuela: "El convenio establece que el comienzo de la jornada se inicia cuando el trabajador se sube al coche de autoescuela, bien en las cocheras de la empresa, bien en su domicilio, cuando lo tenga como rendimiento en especie para uso personal cuando no se utiliza. Todo ello sin perjuicio de la legislación vigente sobre accidentes “in itinere” que establece que se considerará accidente de trabajo, todo aquel que se produzca en los desplazamientos desde casa al trabajo".

Hay muchos otros casos en los que el trabajador tiene desplazarse como consecuencia de su trabajo, tanto en el desempeño habitual de sus funciones, como por el cumplimiento de órdenes temporales u ocasionales. Los auditores, los comerciales o los periodistas son solo tres ejemplos de profesionales cuya jornada laboral puede transcurrir dentro de un coche 'in mision', por lo que como en el caso de los repartidores, estos desplazamientos deben contabilizarse dentro de su tiempo efectivo de trabajo. 

Te interesa El fraude masivo en las emisiones de los camiones

En estos casos, como en el resto, corresponde a la dirección y a la representación de los trabajadores negociar el mejor método de registro de las horas trabajadas al volante de un coche o en cualquier otro medio de transporte durante un viaje en misión. 

Sin embargo, volviendo al artículo 34 del Estatuto de los Trabajadores que regula la jornada laboral de manera general, por ejemplo, la duración de esta puede variar de un día a otro y corresponde al empleador, por ejemplo, la potestad de distribuir libremente el 10% de esta -con preaviso mínimo de cinco días- a lo largo del año. 

Así, en el caso de que se tengan ocasionalmente que realizar desplazamientos como parte de las actividades profesionales, estos son parte de la jornada laboral, pero la aplicación del Decreto Ley de medidas urgentes de lucha contra la precariedad laboral en la jornada de trabajo no tiene por qué afectar a estas prácticas, ni a la flexibilidad que ya se aplica en la mayoría de las empresas. 

Por otro lado, cada convenio colectivo regula la manera en la que las horas extras al volante -en caso de hacerlas en un viaje 'in mision'-, se compensan ya que no siempre estas deben ser objeto de una remuneración económica, sino que se saldan con tiempo para el descanso que el trabajador puede acumular. 

Y además