Skip to main content
Imagen de perfil de Jorge Morillo
La opinión de
Jorge Morillo

Volkswagen Polo o Renault Captur, ¿cuál comprar?

Volkswagen Polo

Puede que sean ligeramente diferentes, pero lo cierto es que el Renault Captur y el Volkswagen Polo juegan en la misma liga, en el sentido de que son dos modelos considerados casi siempre por aquellos que deseen comprar un vehículo que se defienda bien en suelo urbano, además de tener otras características.

La fiebre SUV que vivimos hoy en día ha llegado a todos los segmentos. Incluso al urbano. Algo tan antagónico como un vehículo ágil y eficaz en las urbes y las características intrínsecas de los todocaminos se ha hecho real de un tiempo a esta parte con modelos como el Renault Captur. Tanto él como sus rivales -Seat Arona, Kia Stonic y compañía- son un dolor de cabeza para modelos más clásicos como el Volkswagen Polo. Si estuviésemos en la disyuntiva de comprar este modelo alemán o el Captur, ¿por cuál apostaríamos antes?

No te pierdas: ¿Renault Captur o Suzuki Jimny 2019?

Renault Captur

El Renault Captur lleva ya unos cuantos años con nosotros, pero su éxito no decrece. Con 4,12 metros de longitud es uno de los SUV compactos más llamativos para el gran público. Eso sí, va pidiendo a gritos una renovación para hacer frente a la gran cantidad de rivales que han ido surgiendo recientemente. De momento se ofrece actualmente con menos opciones mecánicas que antaño, ya que la marca del rombo solamente tiene en venta el TCe de gasolina de 90 caballos y el diésel dCi de idéntica potencia. Parece poca cosa, pero lo cierto es que ambas mecánicas cumplen a la perfección con su cometido. Mueven con soltura al todocamino y no incurren en unos gastos de combustible innecesarios.

No te pierdas: Renting Renault: cuánto cuestan un Clio, Mégane, Talismán, Scenic y Koleos

El Captur se vende actualmente con tres niveles de equipamiento diferentes, como son el Life, el Intens y el Zen. Los más elevados ponen a disposición del cliente un alto grado tecnológico y de ayudas a la conducción, lo que siempre es de agradecer. No obstante lo más interesante llega a nivel de espacio. Obviamente tiene sus limitaciones -como todos los B-SUV-, pero no echaremos en falta más, sobre todo en la parte delantera. En cuanto al maletero, dispone de una capacidad mínima de 377 litros, una cifra mejor que la de su rival de hoy.

Volkswagen Polo

El Volkswagen Polo es uno clásico de nuestras carreteras. Y sigue teniendo una gran cantidad de defensores a pesar de la moda SUV de la que hablábamos. Resulta curioso además que esté realizado sobre la misma base que alguno de los rivales reales del Renault Captur, como por ejemplo el Seat Arona. Y respecto al francés apenas desmerece en nada. Si acaso en un maletero algo más pequeño, pues cubica 351 litros como mínimo.

Donde el Polo aporta mucho más que el Captur es en el apartado mecánico, ya que son ocho las variantes ofertadas. Cinco de ellas son de gasolina con potencias entre los 65 CV del más liviano y los 200 CV del GTI. También tendremos dos diésel de 80 y 95 CV y uno de gas natural de 90 CV. Todos los propulsores de gasolina salvo el del GTI y este último de gas natural son tricilíndricos.

En cuanto a niveles de equipamiento, el Volkswagen Polo ofrece tres, que son el Edition, el Advance y el Sport, además de tres paquetes adicionales -R-Line, Black y Style-. También destaca por un amplio abanico de ayudas a la conducción y por su tecnología, con diversos sistemas multimedia asociados a pantallas de entre 6,5 y 8 pulgadas.

¿Cuál de los dos me debo comprar?

Si tenemos en cuenta que el precio de partida del Renault Captur y el Volkswagen Polo es similar -14.335 para el modelo alemán y 15.427 para el francés-, tu elección dependerá mucho de lo que esperes a nivel mecánico. Si tus aspiraciones son las de un motor de 90-100 CV, el Captur va a resultar más económico y no va a ofrecer menos que el Polo. Por encima de esas potencias gana el modelo alemán por falta de comparecencia de su rival. Eso sí, ten en cuenta que tienes otras opciones en el mercado más asequibles económicamente y muy similares. ¡Volkswagen nunca fue la marca más barata!

Ya que hemos llegado hasta aquí, ¿quieres saber cuál es tu coche ideal?

Lecturas recomendadas