Skip to main content

Noticia

Viejas glorias: Alpine A110 Berlinette

Alpine A110
El conocido como Alpine A110 Berlinette fue uno de los modelos más importantes de la pequeña compañía.

El Alpine A110 ha sido puesto a la venta hace unos meses, pero el modelo en el que se basa nacía hace varias décadas. El conocido como Alpine A110 Berlinette fue el modelo más importante de la pequeña compañía, un auténtico mito en la historia de los rallyes que ha sido resucitado en el siglo XXI. Vamos a conocer un poco más de la historia del deportivo francés con esta nueva entrega de "Viejas glorias".

No te pierdas: 'Marc Márquez: 7 títulos, 5 coronas en MotoGP y lo que queda...'

Con mucho de R8

El modelo del Alpine fue presentado a principios de los años sesenta. Se trataba de una evolución del A108, un modelo que había sido diseñado sobre la base del Renault Dauphine. El Alpine A110 también se basaba en un modelo de Renault, pero en este caso utilizaba piezas del Renault 8. El A110 era mucho más agresivo que el A108, gracias en parte a una zaga más musculosa. 

El esqueleto del Alpine A110 tenía una configuración especial, con chasis de acero tubular y carrocería de fibra de vidrio. El Lotus Elan fue el modelo que le dio la clave al fabricante, inspirándose en este mismo deportivo para fabricar el A110. En su primer contacto con el mundo monto un motor de 95 caballos de potencia, una cifra que legó a alcanzar los 125 CV posteriormente con la introducción de nuevos bloques.

VÍDEO: Cómo localizar un radar móvil

Un mito de los rallyes

Como coche de rallyes, el Alpine A110 ganó fama mundial gracias a las victorias de los años setenta. Su participación en el Campeonato Internacional de Fabricantes fue clave, aunque quizás lo fue más cuando llegó el Campeonato Mundial de Rally. La temporada de 1973 daba la bienvenida a este campeonato, una temporada en la que Renault decidía participar con el A110.

El coche de Renault para el Campeonato Mundial de Rally dio la talla, tanto que en su primera participación, el Rally de Monte Carlo de 1973, conseguía la victoria a manos de Jean-Claude Andruet, piloto que llevó al modelo a ser el primer coche en ganar una prueba del nuevo campeonato. Llegó a ganar cinco veces, subiéndose a lo más alto del podium en prácticamente todas las carreras. Al final de la temporada el Alpine ganaba el primer título mundial de contructores.

Lancia Stratos

El Lancia Stratos firmó la sentencia de muerte del Alpine A110 y de otros muchos más en los rallyes. Los ingenieros intentaron adaptar las nuevas tecnologías al A110 pero no tuvieron buenos resultados. En 1974 el Alpine A110 quedó obsoleto en este campeonato pero siguió en producción hasta 1978 por varias ensambladoras alrededor del mundo.

Etiquetas:

Viejas glorias

Y además