Skip to main content

Noticia

Motor

Vídeo: el primer coche autónomo que sabe driftar de verdad

La conducción autónoma suena al fin de la diversión a aprovechar el viaje para cualquier otra coa menos para conducir. ¿Pero y si fuera sinónimo de conducción deportiva y derrapadas infinitas? El Instituto de Investigación de Toyota (TRI) acaba de lanzar el primer coche autónomo que sabe driftar de verdad.

Un coche que sabe derrapar por sí mismo, sin conductor alguno que lo maneje puede sonar a truco publicitario, pero Toyota en realidad se lo está tomando muy en serio. El vehículo combina una gran cantidad de tecnología avanzada, incluido el control predictivo de modelo no lineal, que permite rodar al coche más allá de los límites lógicos de control.

En ocasiones, los automóviles pierden agarre, especialmente en condiciones de humedad, nieve o hielo, pero a veces también en condiciones secas, cuando se deben tomar medidas evasivas inmediatas para, por ejemplo, evitar un accidente. 

Al enseñar a su vehículo a manejar estas situaciones, Toyota puede hacer que sus sistemas avanzados de asistencia al conductor sean más útiles cuando más se necesitan. En este caso estas pruebas las han llevado a cabo en la pista Oeste de unos 3,2 kilómetros de longitud Thunderhill Raceway (EEUU).

“En TRI, nuestro objetivo es utilizar tecnologías avanzadas que aumenten y amplifiquen a los humanos, no que los reemplacen”, dijo Avinash Balachandran, manager general de Human Centric Driving Research de TRI. 

“A través de este proyecto, estamos expandiendo el modo en el que un automóvil es controlable, con el objetivo de brindar a los conductores habituales los reflejos instintivos de un piloto de carreras profesional para poder manejar las situaciones de emergencia más desafiantes y mantener a las personas más seguras en la carretera”.

Vídeo: prueba a fondo del Toyota Supra

VIDEO

TOYOTA SUPRA 2.0 2021 | PRUEBA A FONDO | ¿SON SUFICIENTES cuatro CILINDROS?

Toyota trabajó con el Laboratorio de Diseño Dinámico de la Universidad de Stanford para diseñar este sistema de seguridad y aprendió todo lo que pudo de los especialistas en rendimiento de GReddy y la leyenda de las competiciones de drifting (derrapaje) Ken Gushi. Toyota dice que quiere dar a cada conductor acceso al nivel de control que posee Gushi sobre los vehículos que conduce.

“Cuando se enfrentan a carreteras mojadas o resbaladizas, los conductores profesionales pueden optar por driftar el coche en una curva, pero la mayoría de nosotros no somos conductores profesionales”, dijo el científico investigador del TRI, Jonathan Goh. “Es por eso que TRI está programando vehículos que pueden identificar obstáculos y sortear obstáculos de manera autónoma en una pista cerrada”.

El vehículo que crearon es un Toyota Supra especialmente personalizado con dirección, aceleración, embrague, transmisión secuencial y frenado individual para cada rueda, todo controlado por ordenador. El vehículo en sí fue modificado de una manera similar a los utilizados en la Formula Drift.

Este Toyota Supra autónomo que drifta por sí mismo acerca a los investigadores del TRI a comprender el espectro completo del rendimiento del vehículo. El software que diseñaron calcula una nueva trayectoria cada 20 milésimas de segundo para equilibrar una derrapada.

Etiquetas:

Vídeo

Y además