Skip to main content

Noticia

Fiat Panda 2018: cazado de pruebas en Alemania

Fiat Panda 2018: cazado de pruebas en Alemania

Una unidad de desarrollo del Fiat Panda 2018 ha sido sorprendida por los fotógrafos espía mientras se sometía a una sesión de pruebas por carreteras alemanas. El asequible modelo de Fiat sufrirá una renovación que afectará principalmente a su estética y a su equipamiento. Se espera que salga a la venta antes de que finalice el 2017.

Te interesa: “Forever Young”, el tributo a los 60 años del Fiat 500

El futuro Fiat Panda 2018 ha sido cazado mientras se sometía a una sesión de pruebas por carreteras alemanas. Este modelo no es una generación totalmente nueva sino que se trata de una actualización del Fiat Panda actual, un vehículo que fue introducido en el mercado en el año 2012 y que en septiembre de 2016 recibió un ligeros cambios que afectaron principalmente al habitáculo, a la gama de propulsores y a los colores de la carrocería. Puedes ver las fotografías espía del prototipo de desarrollo visitando este enlace.

Como puedes apreciar, el nuevo Panda 2018 posa ante el objetivo de los fotógrafos oculto bajo una ligera capa de camuflaje con la que los empleados de Fiat que trabajan en su desarrollo tratan de ocultar las novedades que incorporará. No es muy espeso, por eso y también gracias a la información compartida por nuestros compañeros de Motor.es, podemos adelantarte que se tratará de un ‘restyling’ que afectará principalmente a su aspecto exterior y a su equipamiento, sin novedades más importantes porque comercialmente está funcionando bien.

VÍDEO: Fiat Panda Cross, ¡cómo te gusta el campo!

Así, se espera que con la actualización, el Fiat Panda estrene nuevos grupos ópticos delanteros y pilotos posteriores, que luzca unos paragolpes frontales y traseros diferentes o que añada unas luces de conducción diurna con tecnología LED en lugar de las convencionales que tiene ahora. Además, con este lavado de cara añadirán nuevos colores para la carrocería, como ya hicieron en septiembre, junto a una oferta de llantas con patrones de diseño distintos. Todos estos cambios afectarán a la gama completa del Panda, incluidos los Panda Cross y Panda 4x4.

En cuanto al habitáculo, no se esperan grandes sorpresas, pero sí contará con un equipamiento tecnológico más completo con, por ejemplo, la última evolución del sistema de información y entretenimiento Uconnect de Fiat. Donde no se esperan cambios es en el apartado mecánico, pues se cree que mantendrá la actual oferta de motorizaciones, que está compuesta por bloques diésel y gasolina así como por otros compatibles tanto con GLP como con metano. Se espera que el nuevo Fiat Panda llegue al mercado a finales de este mismo año, por lo que debería ser presentado antes de que eso suceda.

Fuente: Motor.es