Skip to main content

Noticia

3 coches que mandaríamos a Marte con el cohete de Tesla

Récord velocidad Koenigsegg Agera RS

Orgullo terrestre.

Tesla, como es habitual, está en boca de todos. ¿El motivo? Uno de los Roadster originales, concretamente el del CEO de la compañía, Elon Musk, está surcando el espacio ya que iba montado en la punta del Falcon Heavy, cohete que ha lanzado Space X. ¿El sentido de todo ello? Seguramente ninguno, pero hay que reconocer que Musk sabe como generar expectación y que esta ha sido una campaña de márketing brutal para sus empresas… a pesar de que haya costado una auténtica millonada. Sin embargo, en lanzamiento nos ha llevado a preguntarnos una cosa: ¿qué tres coches pondríamos en órbita?

VÍDEO: ¿Qué modelos de Tesla aceleran más?

Y la cuestión tiene su miga, ya que nos planteamos que motivos, más allá del publicitario, habría para sacar un vehículo de la tierra. Por un lado sería un orgullo mostrar al resto del Universo las mejores creaciones automotrices de la Tierra, pero por otro tampoco estaría mal sacar de nuestro planeta alguna de las creaciones más aberrantes que ha dado a luz la industria.

El Falcon Heavy despega con un Tesla a bordo

Finalmente optamos para primera opción: usar el espacio como escaparate de la grandeza automotriz terráquea.

Koenigsegg Agera RS

Antes de que algún iluminado levante la mano para decir “Bugatti Chiron”, lo sentimos pero no: hoy el Koenigsegg Agera RS es lo más de lo más. Empecemos a enumerar los méritos que ha hecho solo el año pasado para ser el primero en lanzarse al espacio: se ha convertido de manera oficial en el coche más rápido sobre la faz de la tierra al alcanzar los 444,6 km/h y, además, también es el mejor en el 0-400-0, consiguiendo completar la maniobra en 37,28 segundos y 2.535 metros.

A esto hay que sumar un diseño impecable, una aerodinámica muy trabajada, un sistema de apertura de puertas de lo más llamativo y una mecánica que es sencillamente espectacular: un motor V8 biturbo de 5,0 litros que entrega 1.360 CV y 1.371 Nm de par máximo.

Lamborghini Urus

¿Es la actual moda SUV algo de lo que estar suficientemente orgullosos como para enseñárselo al resto del universo? No entraremos en ese debate, pero es innegable que a día de hoy representa a la Tierra a la perfección. Eso sí, puestos a lanzar al espacio un todocamino, que sea el mejor que hemos sido capaces de desarrollar.

El Lamborghini Urus pegaría en las estrellas por un diseño anguloso que le confiere cierto aire de nave espacial, y su mecánica hace que parezca un cohete SUV, no en vano es el más rápido de la tierra con una velocidad punta de 305 km/h. En sus entrañas ruge un bloque 4.0 V8 biturbo de de 650 CV y 850 Nm capaz de, en conjunción con la caja automática de ocho marchas y la tracción integral, lanzarlo hasta los 100 km/h en 3,6 segundos.

Ford T

Todo tiene un principio y hay que mirar a él para ser humildes y valorar de dónde venimos. El Ford T fue el pionero, así que se merece ver las estrellas. Nació en 1908 con un precio de 825 dólares (qué tiempos). Era básico a más no poder (arranque por manivela, abierto a las inclemencias climatológicas, 540 kilos de peso, 20 CV de potencia) pero su puso una auténtica revolución, y fue un éxito rotundo: se fabricaron 15 millones de unidades. Le debemos todo.

Los memes del lanzamiento del SpaceX

Lecturas recomendadas