Skip to main content

Patrocinado por:

Práctico

Estilo de vida

Remedios naturales para perder peso: ¡toma nota!

Trucos para adelgazar

Trucos que te ayudarán a adelgazar de manera natural.

Ocho consejos para adelgazar que funcionan (aunque no lo parezca)

¿Quieres ponerte en forma antes de tener que verte en bañador? Pues, toma nota: ahí van unos cuantos remedios naturales para perder peso. Y ojo, porque los que vamos a recomendarte están respaldados por la ciencia.

Porque, como seguramente ya sepas, es muy fácil encontrar en la Red trucos para perder peso; pero que realmente funcionen, ya no es tan sencillo. 


1. Organiza tus comidas de manera semanal

La mejor manera de no engordar es evitar la tentación. Y, para lograrlo, lo mejor es tener planificado tu menú semanal. Así, comerás lo que tienes en mente, y evitarás tomar cosas que no debes.


Cinco consejos para adelgazar corriendo

2. Toma alimentos saciantes

Ahí van un buen consejo natural para adelgazar: para comer entre horas (recuerda que tienes que hacer tres comidas importantes, y dos pequeñas entre medias), elige alimentos saciantes. Por ejemplo, zanahorias, pepino... Así, te llenarás, pero no ingerirás muchas calorías.

3. Dale al Omega 3

Los ácidos grasos omega 3 son idóneos para perder peso de forma natural. Los puedes encontrar en los lácteos o en algunos pescados. Hay muchos estudios que sostienen qie este tipo de ácidos grasos ayudan a adelgazar. Y son muy buenos para la salud...

Tres trucos para adelgazar que sí funcionan

4. Bebidas para adelgazar de forma natural

Algunas bebidas que ayudan a quemar grasa más fácilmente. Por ejemplo, el café, el té verde o el té de canela.

Eso sí, recuerda que no es nada recomendable abusar de la cafeína porque puede tener efectos perjudiciales sobre la salud. El límite que no debes sobrepasar: tres cafés al día.

5. Cuida tu sueño: ocho horas diarias

Si no duermes lo suficiente, tu cuerpo sufre, y eso, se nota. Uno de los efectos de la falta de sueño es que se genera más cortisol (una hormona que dificulta la quema de grasas) del normal. 

Por ello, descansa; si es necesario, échate una siesta.

Fuente: Computer Hoy

Lecturas recomendadas