Skip to main content

Noticia

Motor

Volvo XC40 o Ford Puma, ¿cuál comprar en 2022?

Volvo XC40

Si buscas coche en pleno 2022 las posibilidades de que barajes un SUV no son altas, son altísimas. Ahora bien, la oferta es tan amplia y variada que el problema es precisamente decidirse. Hoy traemos dos modelos que se salen de lo estándar, cada uno por motivos propios: Volvo XC40 o Ford Puma, ¿cuál comprar en 2022?

El primero está dentro del territorio premium y el segundo, aunque pertenezca a una marca generalista, lo cierto es que tiene un enfoque más pasional y está un peldaño por encima de los modelos estándar de su segmento.

Ese es otro aspecto a valorar porque mientras que el Volvo es un C SUV de pleno derecho, el Ford es un B SUV de corte más deportivo, por lo que sus enfoques también difieren.

Diseño

Juegan en ligas muy diferentes, pues su concepción también lo es, pero podemos decir sin temor a equivocarnos que en el plano estético ambos destacan para bien.

El XC40 supo adaptar a un formato compacto el lenguaje de diseño de Volvo, al que, además, precisamente esas dimensiones más contenidas le sientan francamente bien. El poderosos frontal, la forma de T de los faros delanteros, las superficies limpias y sus proporciones resultan en un modelo musculoso a la par que elegante.

El Puma, por su parte, deja clara su deportividad en todas su versiones, aunque claramente la potencia en los acabados ST Line y ST. En conjunto presenta formas más fluidas y su perfil es más atlético, con una delantera más incisiva y una caída de techo que contribuye a estilizar su silueta.

Dimensiones

En este caso concreto si que es un factor clave, puesto que hablamos de dos segmentos diferentes. 

La distancia entre uno y otro no es masiva, pero sí lo suficiente como para que sea un aspecto que pueda hacer que un potencial comprador se decante por uno u otro.

El Ford Puma mide 4.207 mm de largo, 1.805 mm de ancho y 1.537 mm de alto, con una distancia entre ejes de 2.588 mm. Tiene un maletero de 468 litros que, al abatir los asientos traseros, se amplía hasta 1.161 litros. 

El Volvo XC40, lógicamente, le supera en todas las cotas: 4.425 mm de longitud, 1.863 mm de anchura, 1.652 mm de altura, 2.702 mm de batalla, 578 litros de maletero y hasta 1.328 litros al abatir las plazas traseras.

Gama

Ambos modelos apuestan por la electrificación, aunque el Volvo lo hace de una manera más seria, pues cuenta con opciones microhíbridas e híbridas enchufables en su gama estándar.

Las primeras incluyen tres versiones distintas: T2 de 129 CV, B3 de 163 CV y B4 de 197 CV con tracción integral. En cuanto a las PHEV, están disponibles el T4 de 211 CV y el T5 de 262 CV.

El Ford, por su parte, solo dispone de mecánicas microhíbridas de gasolina con 125 y 155 CV de potencia que, eso sí, pueden asociarse a una caja de cambios manual o a una automática.

Versiones especiales de distinta concepción

Sacándolas del grueso de la gama, cada uno de los dos modelos cuenta con una versión especial, aunque con enfoques muy distintos: el Volvo dispone de una variante 100% eléctrica y el Ford de una deportiva.

El caso del Volvo XC40 Recharge, en realidad, es una suerte de subgama con varias versiones. La de acceso tiene 231 CV, tracción 4x2, batería de 69 kWh de capacidad y 425 km de autonomía. La superior emplea dos motores, tiene tracción integral, desarrolla 408 CV, emplea una batería de 75 kWh y tiene un alcance de 418 km.

En cuanto al Ford Puma ST, la imagen más radical de la gama del SUV está respaldada por un motor 1.5 ECoBoost que desarrolla 200 CV y 285 Nm que, asociado a un cambio manual y al sistema de tracción delantera, le permite acelerar de 0 a 100 km/h en 10,3 segundos.

Precio

Por todo lo que hemos comentado, a nadie debe extrañarle que el Ford Puma sea mucho más barato que el Volvo XC40: el estadounidense arranca (descuentos incluidos) en 21.976 euros, mientras que el sueco parte de 36.449 euros.

Etiquetas:

SUV

Y además