Skip to main content

Noticia

Patinetes eléctricos: qué tipos existen y qué precios tienen

Patinete eléctrico

En el punto de mira.

A quien le dijeran hace cinco años que hoy los patinetes eléctricos estarían en boca de todo el mundo y serían los protagonistas de las polémicas en las ciudades, no se lo creería. Y es algo normal, porque han pasado de ser unos desconocidos a un boom tal que han obligado a crear y modificar incluso ordenanzas municipales sobre la movilidad urbana.

Hoy queremos arrojar un poco más de luz sobre estos todavía desconocidos y es que hay diversos tipos, cada uno con unas características específicas y con una horquilla de precios que difiere bastante entre unos y otros.

Patinetes eléctricos: dónde, cuándo, cómo y en qué ciudades puedes circular con ellos

Patinete eléctrico: desde 200 euros

El clásico electrificado y, seamos claros, el más fácil de utilizar. Dos ruedas en una base con un manillar extensible que hace que sea intuitivo y sencillo conducirlo, con un pulsador para acelerar y manetas de freno en los puños para detenerlo. Según los modelos pueden tener o no un asiento.

Su autonomía y velocidad depende del tipo de batería que empleen, pero por norma general suelen tener un alcance de unos 30 kilómetros y llegan hasta los 25 o 30 km/h de punta.

Monopatín eléctrico: desde 180 euros

Monopatín eléctrico

Parece un monopatín convencional, pero en la parte inferior, entre ambos ejes, cuenta con una batería que suministra energía a ambos ejes. Entre sus puntos negativos está el mayor peso y que la presencia de la batería impide realizar trucos o grindar, además de que para usarlo hay que tener algunas nociones básicas de skate. El control de la velocidad se lleva a cabo desde un mando inalámbrico que se maneja con la mano.

Segway: desde 500 euros

Segway

Posiblemente el pionero en traer la movilidad eléctrica a las ciudades, ya que están presentes desde hace años sobre todo para realizar tours. Todos hemos visto algún vídeo en el que alguien inexperto se va al suelo al realizar un mal movimiento, por lo que no son fáciles de usar incluso con la presencia del manillar que da cierta seguridad. Son grandes y pesados, por lo que su estabilidad es mayor que en los hoverboards.

El uso de los patinetes eléctricos estará regulado por la DGT

Hoverboard: desde 100 euros

Hoverboard

La sensación de las navidades pasadas (y también de las anteriores), emplea acelerómetros para llevar a cabo el movimiento, con dos ruedas y un apoyo para cada pie. Ahora bien, solo es recomendable usarlo tras práctica y si se tiene un buen control corporal, porque si no lo más probable es caerse y, sin nada a lo que agarrarse, pueden ser peligrosos. Sus ruedas, pro norma general pequeñas, hacen que sea complicado salvar desniveles o bordillos, algo que los Segway solventan con más facilidad.

Monociclo: desde 360 euros

monociclo electrico velocidad 18km/h
monociclo electrico velocidad 18km/h

Por rizar el rizo, seguramente estemos ante el más complejo de utilizar ya que hablamos de una única rueda, con los reposapiés en los laterales, lo que implica tener muy buen equilibrio y control corporal para guiarlo sin sustos.

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Lecturas recomendadas

Y además