Skip to main content

Patrocinado por:

Práctico

Motos

Consejos para empezar en moto: La equipacíon

Consejos para empezar en moto: La equipacíon

Seguimos con la serie de consejos para empezar en moto, así te ahorras eso de aprender de los errores que a veces no está tan bien como parece.

Ya vimos los diferentes tipos de motos que existen para empezar en esto de las dos ruedas y nos quedan más consejos que darte, pero vamos por partes. Ya sabes qué tipo de moto vas a comprar y ahora vamos a ver la equipación que necesitas, algo que no puedes dejar para luego o al menos no deberías, ya que tu seguridad está en juego.

Vamos a dar un repaso y a equiparte de pies a cabeza, tú decides hasta dónde quieres gastar pero te recomendamos un mínimo de calidad para garantizar el éxito, un éxito que se puede medir de dos formas: con la protección que te va a ofrecer en una posible caída (así que vamos a intentar no medirlo así) y con la duración de tu equipación. Sí, las prendas de menor calidad duran menos, mucho menos en algunos casos, así que, si te gastas un poco más y pagas por una marca reconocida, serás recompensado con más tiempo de uso (a la larga sale más barato).

Olvida eso de llevar sólo el casco, tu cuerpo no está compuesto sólo por una cabeza y debes protegerlo lo mejor posible. ¿Has probado lo duro que está el asfalto? ¿y cómo abrasa? Espero que no y que no lo pruebes nunca, por eso hay que protegerse siempre pensando en que puede pasar lo peor. Vamos allá.

Casco: Para cualquier tipo de trayecto (incluso los urbanos más breves) y no sólo porque sea obligatorio. Mejor integral que es el que mejor protección ofrece, siguiente en seguridad un abatible y después los cascos abiertos.

Guantes: ¿Qué es lo primero que haces cuando te tropiezas o ves que te caes? Poner las manos. Pues imagina cómo pueden quedar tus manos al deslizar por el asfalto aunque sólo sea a 20 km/h. Guantes por favor ¡y de moto! No valen de lana, esquí o de vestir como se ve por ahí, puede ser peor el remedio que la enfermedad, porque en caso de caída esos guantes que no son de moto se desgarran y su tejido se mete en las heridas que te vas a provocar.

Chaqueta: Con protecciones homologadas para absorber la mayor parte posible del impacto. Mejor con espaldera rígida (suelen venderse aparte) para proteger tu columna. Además es aconsejable que sea impermeable y con dos o tres capas para que puedas usarla durante todo el año. Como decía antes, mejor gastarse un poco más una vez, que menos tres veces y al final hacer la suma y ver que te ha salido mucho más caro y has padecido el frío y el agua por llevar mal material.

Pantalones: Entramos ya en ropa que no se suele usar a diario, pero no está de más hacerse con unos pantalones de cordura o vaqueros de moto para proteger las piernas. Los de cordura mejor impermeables, los vaqueros son más que nada para ganar en protección en nuestros desplazamientos diarios (algunos llevan protecciones en las rodillas) porque no se desgarran.

Botas: Deportivas, de turismo o cortas de ciudad, hay para todos los gustos y te pueden salvar de una lesión delicada, piensa en la de huesos pequeños que hay en los pies.

Con todo esto ya vas equipado o equipada y tienes garantizado unos mínimos de seguridad, pero el mejor consejo de todos es que pienses estés alerta. Si no te caes, mucho mejor.

Lecturas recomendadas