Patrocinado por:

Práctico

Cómo afrontar los peligros de un terreno deslizante

Ricardo G. Rubio

18/04/2012 - 16:49

Con las lluvias y tormentas propias de la primavera, es necesario tener las ideas muy claras acerca de cómo afrontar un terreno deslizante, especialmente si contiene balsas de agua por sorpresa. Hay tres posibles situaciones con peligro: firme mojado, vías urbanas con lluvia y tráfico y circulación 'offroad'.

Llega la primavera y, con ella, las lluvias y tormentas más sorpresivas del año. En ese contexto, toda información es poca acerca de cómo afrontar los peligros de un terreno deslizante. AUTOBILD.ES ha acudido al Circuito del Jarama en Madrid para realizar las Jornadas Volvo de Conducción Segura que la marca sueca ofrece a sus clientes. En este sentido, Volvo cuenta, al igual que otros fabricantes, con un 'arsenal' tecnológico materializado en dispositivos de seguridad activa que minimizan los efectos de una posible colisión.

En firme deslizante, el punto más conflictivo es la curva, ya que en ella se producen las inercias que pueden derivar en un subviraje o en un sobreviraje. Un subviraje se produce cuando tu coche no gira lo suficiente para coger la trazada, mientras que un sobreviraje, por el contrario, ocurre cuando la zaga se mueve con independencia del eje delantero, y se adelanta, lo que puede desembocar en un 'trompo'.

Para evitar el subviraje, en lugar de forzar la dirección del volante hacia la salida natural de la curva, hay que girar suavemente en el otro sentido (hacia donde se precipita el coche) para adquirir motricidad con el suelo, y una vez que las ruedas están rectas y han adquirido ese agarre -transcurridos unos segundos-, hay que volver a girar en el sentido de salida, ya con tracción.

En el caso de un sobreviraje, se puede corregir en cuanto la zaga empieza a deslizarse, de la siguiente manera: fija la mirada en el vértice de salida de la curva (no hacia donde va el 'morro' del coche) y 'contravolantea'. De este modo, recuperarás la trazada óptima. Eso sí, antes de nada, es necesario que tengas claro que, tanto en un caso como en el otro, debes aminorar la velocidad y aumentar la distancia de seguridad.

jornada volvo conducción segura

En circulación urbana, con tráfico denso y mal tiempo (especialmente con una leve y breve llovizna que acaba ensuciando aún más el firme), los dispositivos tecnológicos a bordo que detectan peatones en movimiento o vehículos parados y llegan a frenar el coche, son de inmensa ayuda. Un ejemplo es el City Safety de Volvo, del cual es muy recomendable comprobar su funcionamiento en las Jornadas de Conducción Segura que ofrece el fabricante escandinavo a sus clientes. Otro ejemplo es el 'airbag' para peatones que incorporará el Volvo V40 que llegará en España en julio, y que fue presentado en el pasado Salón de Ginebra 2012.

En terreno 'offroad', hay una situación particular: las bajadas pronunciadas. Si tu SUV o todoterreno no incorpora un asistente de descenso de pendiente, la mejor manera de encararlo es frenar lenta y progresivamente, lo que permite mantener un control perceptible de la velocidad con la que se baja la cuesta.

Si quieres ver más fotografías de estas técnicas y ampliar información, no te pierdas el número 334 de la revista AUTO BILD, a la venta el viernes 27 de abril.

Lecturas recomendadas

Encuentra lo que necesitas para tu coche

Todo tipo de accesorios

Piezas específicas para tu coche

Productos para su cuidado

Selecciona una categoría:

Encuéntralo

Buscador de coches