Skip to main content

Noticia

Competición

Porsche 718 Cayman GT4 ePerformance: La competición se electrifica

Porsche 718 Cayman GT4 ePerformance
Porsche

La electrificación es presente... incluso en las carreras.

Porsche continúa electrificando su gama de vehículos, tanto de calle como de competición, sin por ello desprenderse de las más altas prestaciones. La marca de Stuttgart ha desvelado el Porsche 718 Cayman GT4 ePerformance, un GT de competición que podría llegar a igualar los tiempos por vuelta de un Porsche 911 GT3 Cup.

El Porsche 718 Cayman GT4 ePerformance, que ha nacido como vehículo de pruebas, utiliza el chasis del 718 Cayman GT4 Clubsport. En su interior equipa la tecnología del motor eléctrico y la batería del prototipo Mission R, con el que puede superar los 1.000 CV de potencia en modo de clasificación.

MotoE, desde dentro: ¿Es eléctrico el futuro de MotoGP?

En carrera, a juzgar por las simulaciones realizadas, puede ofrecer 612 CV constantes durante 30 minutos, que es lo que dura una prueba de la Porsche Carrera Cup. Con esta tecnología, Porsche demuestra que se podrían celebrar copas monomarca de vehículos GT eléctricos y anticipa la posibilidad de hacerlo junto a clientes. 

“Con el Mission R hemos demostrado el interés de Porsche en desarrollar una competición sostenible para el futuro. El 718 Cayman GT4 ePerformance es la prueba de que la teoría funciona realmente bien en la pista”, afirma Matthias Scholz, Director de Vehículos GT de Competición en Porsche. 

“Estamos entusiasmados con la respuesta de este vehículo. Una copa monomarca de coches eléctricos sería una gran incorporación a nuestro programa de carreras para clientes”, asegura.

Porsche Cayman GT4 ePerformance
Porsche

El sistema eléctrico del 718 Cayman GT4 ePerformance se compone de dos motores síncronos de imanes permanentes (PESM), que se sitúan en los ejes delantero y trasero. Juntos, dotan al coche de tracción integral y pueden ofrecer una potencia máxima de hasta 1.088 CV. 

La refrigeración directa por aceite desarrollada por Porsche para las máquinas eléctricas y la batería elimina la reducción de potencia por efecto térmico. Con la tecnología de 900 voltios, la batería puede cargarse del 5 al 80 por ciento en alrededor de 15 minutos.

“La integración de este sistema de refrigeración ha tenido un impacto significativo en el rendimiento del vehículo”, asegura Björn Förster, Director del Proyecto GT4 ePerformance. 

“Con la ayuda de expertos en aerodinámica y termodinámica, así como especialistas en carrocería y alta tensión, se diseñó una arquitectura para aprovechar todo el potencial de las celdas de la batería, ya que no hay reducción térmica. De esta forma, la potencia en la configuración de carrera se mantiene constante durante media hora”, añade.

El Cayman GT4 ePerformance es 14 centímetros más ancho que el 718 Cayman GT4 Clubsport. La carrocería está hecha de materiales compuestos de fibra natural con la intención de que su fabricación sea más sostenible. Sus pasos de rueda más anchos dejan espacio para los neumáticos Michelin de competición de 18 pulgadas. Se han diseñado más de 6.000 piezas específicas para fabricar este modelo.

Porsche Cayman GT4 ePerformance
Porsche

Después de ser desvelado por primera vez, ahora el Porsche 718 Cayman GT4 ePerformance emprende un viaje por todo el mundo, comenzando por el Festival de la Velocidad de Goodwood, que tiene lugar entre los días 23 y 26 de junio de 2022, donde participará en la famosa subida de 1,9 kilómetros.

Posteriormente viajará hasta la fábrica de Porsche en Lepzig, con motivo de su 20 aniversario. Allí podrá rodar en el circuito de 3,7 kilómetros que reproduce algunas de las curvas y sectores de los trazados más importantes del mundo. 

Después, los dos 718 Cayman GT4 ePerformance viajarán por varios países europeos antes de poner rumbo a América del Norte en 2023 y a la región de Asia-Pacífico a mediados de 2024. El transporte se realizará íntegramente por barco, tren y camión, en línea con la estrategia de sostenibilidad del proyecto "race2zero".

Y además