Skip to main content

Noticia

F1

Kimi Räikkönen da el cante en la gala de premios de la FIA

Kimi Räikkönen en la gala de la FIA

¡Menudo espectáculo dio Kimi Räikkönen en la Gala de la FIA en San Petersburgo!

Sabemos que Kimi Räikkönen es todo un personaje y muy conocidas son sus fiestas en la década pasada, en momentos en los que incluso luchaba por el título de F1, antes y después de las carreras. Pero el finlandés, ya ex piloto de Ferrari tras su fichaje por Sauber, todavía puede sorprendernos. En la gala de entrega de premios de la FIA  en Rusia subió a recoger su trofeo de tercer clasificado en la F1 2018 borracho.

Mejores momentos Raikkonen

Kimi nos tiene acostumbrados a ser “Iceman” (hombre de hielo) durante los fines de semana de grandes premios de Fórmula 1. Apenas dice más de dos palabras en las entrevistas, cuando celebra un podio solo muestra una leve sonrisa y cuando le hacen una broma hace como si con él no fuera la cosa. Pero cuando hay una celebración de por medio…

En la noche del viernes se celebró en San Petersburgo la Gala de entrega de premios de la FIA 2018, en la que fueron reconocidos los campeones y subcampeones de todos los campeonatos FIA en el mundo. Desde Fórmula 1, Fórmula E, Fórmula 2, Fórmula 3, Mundial de Rallycross… hasta karting.

5 razones por las que Kimi Räikkönen es un auténtico personaje

Allí estaban Lewis Hamilton para recoger su trofeo de Campeón del Mundo de F1,  el equipo Mercedes para hacer lo propio con el de Constructores, Toyota que ha ganado el Mundial de Rallys… y también estaba Kimi Räikkönen, que junto a Sebastian Vettel ha llevado a Ferrari al subcampeonato del mundo de constructores, y ha sido tercero en la clasificación de pilotos.

A Räikkönen le costó más trabajo de lo normal llegar al escenario junto a su compañero de equipo, a quien saludó alegremente… y no fue porque llegara tarde a la gala, sino porque había tomado – unas cuantas – copas de más. En el vídeo puedes ver cómo Räikkönen casi se cae al llegar al escenario y luego no deja de sonreír cuando le entregan un trofeo que todos temimos ver en el suelo. En definitiva, dio el cante.

Más allá de eso, la noche de Räikkönen fue todo un espectáculo, fuera de todo formalismo que caracteriza a un evento de este tipo junto a la FIA. Al finlandés se le “cazó” fumando puros, discutiendo con la cámara que le grababa y hasta saltando barrotes para ir de un sitio a otro. Al final hasta le quitó el protagonismo a los premiados sobre el escenario y complicó la vida a los encargados del protocolo. Su mujer, la modelo Minttu Virtanen, que ya le conoce bien, inmortalizaba el momento con su teléfono móvil sin saber muy bien dónde meterse.

Imagen: Facebook FIA

Lecturas recomendadas