Noticia

Opel Meriva, campeón de la ergonomía

Redacción Auto Bild

05/04/2010 - 13:57

Flexibilidad y ergonomía son las palabras que repite Opel al hablar de la segunda generación del Meriva. No es para menos; según la marca, el modelo ha convencido a médicos y expertos: algunos de sus elementos protegen la espalda a largo plazo... desde 15.000 euros.

Se pondrá a la venta en junio y seguirá contando con el sistema de asientos FlexSpace que le hizo famoso, pero la segunda generación del Meriva ofrecerá, además, importantes innovaciones dirigidas a mejorar su ergonomía.

Ideado y desarrollado en Rüsselheim (Alemania), este pequeño monovolumen -del que se han vendido un millón de unidades desde su lanzamiento- adopta el nuevo lenguaje de diseño de
Opel. Así, una línea del techo más baja se combina con una forma de ola en las ventanillas traseras, pensada para mejorar la visibilidad de los pasajeros. Sin embargo, lo más llamativo es el sistema FlexDoor, que permite a las puertas posteriores abrirse en sentido contrario al de la marcha, facilitando el acceso al interior.

Un robusto pilar B asegura la correcta rigidez del conjunto; además, ofrece unos asideros que se emplean de forma intuitiva. El ángulo de apertura es mayor que el convencional y llega a los 84º, lo que es especialmente útil a la hora de colocar una sillita para niños, por ejemplo.

En el interior, el FlexSpace ha sido mejorado. Ahora son necesarios menos movimientos para cambiar la configuración de los asientos traseros, situados en una posición más elevada que los delanteros para ampliar el campo de visión de sus ocupantes. ¿Recuerdas? Pueden desplazarse hacia atrás y hacia el centro del habitáculo, y así crear más hueco para las piernas cuando sólo hay dos personas, o deslizarse hacia delante y dar un espacio de carga extra al maletero (si se pliegan completamente, contarás con casi 1.500 litros de capacidad).

Como te adelantamos hace unos meses, otro “Flex” se suma a la familia: el FlexRail, disponible en los acabados superiores. Esta “extensión” de la consola central posee unos contenedores intercambiables y un apoyabrazos que se trasladan sobre unos raíles de aluminio. Su instalación ha sido posible gracias a la nueva ubicación de la palanca de cambios, más elevada, y a la adopción del freno de mano eléctrico.

Se estrenan asientos delanteros, con una estructura similar a la que utilizan los del Astra o Insignia. Opel afirma que sus cotas de ajuste (240 mm hacia delante o atrás y 65 mm en altura) están entre las mejores del segmento, por lo que personas de cualquier talla pueden encontrar su posición idónea al volante. Asimismo, existen unas butacas opcionales que varían su inclinación y la extensión de la banqueta, ofrecen un apoyo lumbar complementario y hasta cuatro posiciones para el reposacabezas; la Asociación AGR, integrada por expertos en ergonomía, los ha certificado como beneficiosos para la espalda.

El comportamiento dinámico del Meriva también mejora, gracias a una mayor distancia entre ejes (2.644 mm, 15 más que en la anterior generación) y a unas vías -ambas proceden del Zafira- ampliadas. Además, la anterior dirección asistida eléctrica ha sido sustituida por una electro-hidráulica.

¿Qué motores se asocian al modelo? De momento, habrá tres mecánicas de gasolina, con potencias entre los 100 y los 140 CV. Se trata del propulsor 1.4, con tres versiones distintas: la primera es atmosférica, con distribución variable, mientras que las otras dos están dotadas de turbo. Así, el 1.4 de 120 CV sustituye al anterior 1.6 de 105 CV, rebajando el consumo y aumentando la fuerza. Lo mismo ocurre con los 140 CV del 1.4 Turbo más potente, que reemplaza al 1.8 y se combina con una caja de cambios de seis relaciones. Ninguno de ellos supera un gasto de carburante de 7 l/100 km, según los datos oficiales.

Hacia el final de este verano llegarán los motores de gasóleo: un 1.3 CDTI de 95 CV para la versión ecoFLEX y dos 1.7 (con 110 y 130 CV), asociados a una transmisión de seis marchas.

Fabricado exclusivamente en Figueruelas (Zaragoza), el Meriva se ofrecerá desde 15.000 euros, hasta los 21.000. El equipamiento de serie incluye cuatro discos de freno, airbags delanteros, controles de estabilidad y tracción, apertura táctil del portón trasero o luces de freno adaptativas. Habrá que ir a la lista de opciones para hacerse con los asientos deportivos ergonómicos, el sistema FlexFix para transportar bicicletas o el techo solar panorámico, que alegra un habitáculo pensado para mejorar la salud de tu espalda.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Redacción

Redacción Auto Bild

Redacción Auto Bild

-

Todo sobre Opel

Opel

Buscador de coches