Skip to main content

Noticia

Nunca has visto ni verás un Citroën C1 igual

Citroën C1

¿El actor principal de una película de terror de noche de Halloween?

No te pierdas: '10 coches arruinados por el tuning'

El dueño de este Citroën C1 se ha tomado muy en serio eso del tuning. Y es que nunca habíamos visto, y posiblemente nunca veremos, un Citroën C1 con un tuning tan extremo. Por una parte parece sacado de una película de terror de noche de Halloween. Por otra sencillamente parece el pasatiempo de un conductor aburrido. Quizás, son ambas cosas, así que será mejor que juzgues tú mismo…

El coche en concreto está puesto a la venta en Dinamarca, en Aunsbjerg. El dueño pide por él unos 4.500 euros. Se trata de una preparación extrema pues cuesta incluso imaginar cómo se han realizado algunos trabajos en su carrocería. Para empezar, el propietario montó un kit de carrocería más agresivo. Bañó su cuerpo de una combinación extraña de tonos y montó refuerzos en los paragolpes a lo Crown Victoria de la policía estadounidense.

VÍDEO: Así es el nuevo Citroën C4 Cactus

Más tarde, decidió que aún faltaba algo más, así que optó por cortar el techo y llevarse la puerta del conductor también en el mismo corte. Para completar el conjunto se instalaron llantas de 14 pulgadas, elemento que termina por completar una carrocería sin ningún tipo de complejos.

Bajo esa piel “exótica” se esconde un motor 1.2 litros que ha sido alegrado por dos turbos. En el habitáculo podemos ver asientos más deportivos. Y es que este Citroën C1 tiene alma de compacto deportivo, por lo que no podían faltar unos buenos asientos que agarraran tu espalda en condiciones. Actualmente permanece a la venta, y por los cambios realizados en el vehículo nos da que pensar que la venta no será fácil.

Lecturas recomendadas