Skip to main content

Noticia

Motor

Madrid pierde la pelea con Alemania: no fabricará el camión eléctrico de Iveco

Nikola TRE

Las fábricas que Iveco tiene en Madrid y Ulm (Alemania) estaban inmersas en una particular batalla. Ambas pujaban por fabricar el camión eléctrico Nikola TRE y, finalmente, la victoria ha sido para la planta germana. En un comunicado conjunto firmado por CNH Industrial (Iveco y FPT) y Nikola Motor Company se ha desvelado que Madrid ha perdido la adjudicación del camión eléctrico de Iveco. Lo hará Ulm.

No te pierdas: Nikola NZT, el 'zasca' para quienes dicen que los coches eléctricos no son divertidos

El comunicado explica por qué ha sido elegida Alemania en detrimento de Iveco Madrid. Las compañías declaran que su apuesta final se basa, principalmente, en el compromiso del Estado Baden-Württemberg, la región donde se ubica la fábrica de Ulm. ¿Y cuál es esa promesa? “Una significativa inversión para financiar proyectos de investigación y desarrollo en el área”.

Nikola TRE

Por otro lado, han señalado el borrador de la Estrategia Nacional de Hidrógeno del Gobierno dirigido por Merkel. Con este proyecto, Alemania destinaría 2.000 millones de euros para financiar el programa de innovación de hidrógeno en el que también estaría incluida la infraestructura de distribución necesaria para este tipo de energía alternativa. Finalmente, la última razón que se da en el comunicado es “la cualificación de la plantilla de Ulm” frente a la de la fábrica de Iveco en Madrid.

Suministros españoles

En lo que sí participará Iveco Madrid e Iveco Valladolid es en el envío de “suministros de unidades para reforzar rápidamente la producción y satisfacer la demanda de los clientes”. La fábrica castellana enviará la cabina a Madrid, ésta ensamblará el bastidor y Alemania se encargará de montar el chasis eléctrico o el de hidrógeno.

Nikola TRE

40 millones para arrancar

El camión eléctrico Nikola TRE está todavía en fase de desarrollo, pero ya se conocen algunos de sus detalles como, por ejemplo, que estará basado en la estructura S-Way de Iveco. Todo apunta a que a mediados de 2020 comenzarán las pruebas de los primeros prototipos.

Para dar forma a este camión eléctrico, CNH Industrial se ha hecho con una participación valorada en 227 millones de euros en Nikola, la compañía que ha desarrollado el citado vehículo. Inicialmente se venderá en versión eléctrica y, posteriormente, llegará una variante de pila de combustible de hidrógeno. Si os estáis preguntando dónde se fabricará esta versión, también tenemos la respuesta: no será en Madrid, será en Alemania.

Ulm recibirá una inyección de 40 millones de euros para actualizar sus instalaciones y empezar la producción durante el primer trimestre de 2021; las entregas también tendrán lugar en ese año. La versión de hidrógeno, por su parte, tardará algo más ya que su llegada está prevista para 2023.

Fuente: La Tribuna de la Automoción

Más:

Camiones

Y además