Skip to main content

Noticia

Competición

Laia Sanz correrá el Dakar 2019 pese a sus graves problemas de salud

motos rally
Tras sufrir dos enfermedades importantes en 2018, llega a su cita más importante del año con muchas dudas sobre su estado físico.

Confirmado: Laia Sanz correrá el Dakar 2019 y lo hará de nuevo junto a KTM, concretamente una KTM 450 Rally con una puesta a punto específica para sobrevivir al rally más duro del mundo. La participación de la piloto que lleva ganados 7 victorias en el Dakar en la categoría femenina de motos ha conseguido llegar a tiempo a la edición de 2019, aunque su estado de forma es toda una incógnita y ella misma sabe que será un Dakar muy duro.

Te interesa: así se preparó Laia Sanz para el Dakar 2018

Las dos enfermedades que Laia Sanz ha sufrido en 2018, una tras otra, la han dejado lejos de la moto durante más de tres meses. la catalana llegará al Dakar con menos de un mes de entrenamiento, tras estar parada desde el pasado mes de agosto. Primero sufrió una mononucleosis infecciosa provocada por el virus de Epstein-Barr, conocida como enfermedad del beso ya que su transmisión es mediante la saliva.

 

Laia Sanz se prepara a conciencia para el Rally Dakar 2018

 

Poco después contrajo la fiebre Q provocada por la bacteria Boxiella Burnetii que le provocó una neuropatía. Estas enfermedades no solamente le han privado de sus entrenamientos habituales o de la participación en otras competiciones menores, sino que no le han permitido llevar una vida normal hasta hace cuatro días: “Ha sido un proceso muy duro y muy molesto. Realmente he sufrido mucho, pero hace algo más de una semana empecé a encontrarme bien y desde entonces he podido comenzar los entrenamientos de verdad. Hasta ahora sólo había ido al gimnasio más para hacer recuperación que para entrenar, así que llegaré al Dakar con menos de un mes de preparación, después de estar parada desde el mes de agosto.” Afirmaba Laia Sanz en la rueda de prensa ofrecida ayer y confirmando su presencia en el rally más exigente. 

Sin duda, lo que más preocupa a la piloto catalana es su estado físico en las carreras más largas: “otros años, estando al 200%, lo pasaba mal, pero esta vez ya estoy metalizada de que sufriré mucho.” Sin duda, Laia Sanz se enfrenta al Dakar más duro de su vida: afortunadamente contará con el apoyo del equipo oficial de KTM así como con su principal patrocinador, que en esta edición será Soficat Xerox. "Para mí, este año es un éxito llegar a la línea de salida estando sana. A partir de ahí, ¿cuál es el objetivo? No tendré presión por el resultado, porque no me puedo exigir nada, pero ¿quién sabe? Quizá haya un día de navegación difícil en que me acompañe la suerte y que a mí me salga bien, o al revés, que sufra mucho y que me limite a hacer lo posible por terminar. Será una auténtica incógnita." Afirmaba la piloto española más laureada en el Dakar.

 

 

Desde AutoBild deseamos a Laia Sanz toda la suerte del mundo en la edición del Dakar 2019, sin duda será duro, pero después de ocho ediciones terminadas a sus espaldas y con la mejor posición de una mujer en la historia del Dakar, seguro que Laia saca fuerzas hasta de debajo de las piedras para conseguir la épica y terminar un Dakar sin apenas preparación física.

Más:

Rally Dakar

Y además