Skip to main content

Noticia

¿Cuál es mejor Kia Rio GT-Line o Seat Ibiza FR?

Kia Rio GT Line 2018

Deportividad urbana.

Kia Rio GT-Line o Seat Ibiza FR, las versiones más deportivas de sus respectivos modelos. Un toque dinámico que los convierte con diferencia en las variantes más atractivas de su gama, ambos apuntando a un público juvenil que valora la imagen. Pero la cuestión es sencilla, ¿cuál es mejor?

VÍDEO: Seat 600 contra Seat Ibiza FR: la evolución de carrocerías

Antes que nada hay que decir que el FR del que hablamos aquí no es el FR de hace unos años. En la década pasada ese apellido implicaba una mecánica muy potente y una puesta a punto específica bastante deportiva, pero en la actualidad Seat ha cambiado el enfoque, transformándolo (o relegándolo, según se vea) en un nivel de equipamiento más del modelo. El tope de gama, sí, pero un acabado al fin y al cabo.

Se podría pensar que eso es un punto negativo para el Seat Ibiza, que actuaría en su contra frente a su rival, pero nada más lejos de la realidad, puesto que el recién estrenado GT-Line del Kia Rio es exactamente lo mismo: un plus estético que no tiene repercusión en las prestaciones.

El Kia Rio GT Line espera en Ginebra 

Cuestión de imagen

Empecemos con el coreano. Cuenta con diversos elementos exteriores que le diferencian del resto de variantes. Dejando a un lado los colores de carrocería disponibles, suma un labio delantero, estribos laterales y un pequeño alerón en color negro, a juego con los retrovisores. También estrena luces LED diurnas, antinieblas en forma de cuadrícula, luce una salida de escape doble y calza llantas de 17 pulgadas. En el interior cuenta con tapicería de cuero sintético, costuras de contraste, pedales de aluminio, molduras que imitan la fibra de carbono y volante achatado en la zona inferior.

El Seat también ofrece la imagen más agresiva de su familia con un kit de carrocería específico, llantas de aleación ligera de 17 pulgadas y retrovisores y techo negro. En el habitáculo destaca la iluminación ambiental, el volante multifunción de cuero o el sistema multimedia con pantalla táctil de 5 pulgadas.

Diferencias mecánicas

Hasta ahí la cosa va bastante pareja, pero la cosa cambia al llegar a la mecánica. Esto se debe a que el Kia no ofrece ninguna mejora respecto a los Rio base, mientras que el Ibiza FR sí que monta una suspensión con tarado más deportivo y añade frenos de disco al eje trasero.

Y si miramos a la oferta mecánica, más de lo mismo. El Kia Rio GT-Line solo está disponible con los motores 1.0 T-GDi de 100 y 120 CV y, aunque más adelante se ampliarán las opciones, será con bloques menos potentes. El Seat ofrece más variedad, ya que puede combinarse con bloques diésel o gasolina, pero lo que le hace llevarse el enfrentamiento es que está disponible un propulsor 1.5 EcoTSI de 150 CV de potencia.

No podemos comparar sus precios ya que lo del Kia no se han desvelado, pero para el español el FR de acceso parte de los 15.830 euros.

Aquí tienes todas las versiones del Kia Rio

Lecturas recomendadas