Skip to main content

Noticia

BMW M2 Coupé vs Audi RS3 Sedán: el duelo definitivo

BMW M2 Coupé

El BMW M2 Coupé y el Audi RS3 Sedán se enfrentan en una carrera de aceleración en la que queda bien claro cuál de los dos es más rápido. Eso sí, a pesar de que sobre el papel ambos ofrecen unos primeros metros muy parejos, la práctica demuestra que esto no es tal...

Si eres fan de los coches compactos bien vitaminados, seguro que tienes tanto al BMW M2 Coupé como al Audi RS3 Sedán entre tus sueños más dulces, ¿verdad? Pues bien, los chicos de Autocar han decidido enfrentar ambos para ayudar a los indecisos por cuál decantarse. Porque sí, amigos, por mucho que parezcan similares, ambos son bastante diferentes entre sí.

A pesar de ser de un tamaño similar y tener intenciones muy parecidas, estamos ante dos coches de comportamiento bastante diferente. Por ejemplo, BMW apuesta para el M2 Coupé por el ya conocido sistema de propulsión trasera, tan defendido por los más puristas, mientras que la firma de los cuatro aros ha dotado al RS3 Sedán de un sistema de tracción total que hace del comportamiento del mismo algo más civilizado.

No te pierdas: La 'drag race' más espectacular, América vs Europa

Otra de las grandes diferencias entre estos dos miuras de origen alemán la encontramos en el motor. Por un lado, el BMW M2 Coupé equipa un propulsor de seis cilindros en línea y 3 litros que es capaz de entregar una potencia de 370 CV. Por otro, el Audi RS3 Sedán se alimenta de un 2.5 de cinco cilindros -con turbo como es el caso de su rival- con 400 CV. En principio, esto debería ser suficiente para que el modelo de Audi lograse una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,1 segundos, batiendo por dos décimas al M2. Sin embargo, ¿se cumple esto en la realidad? Si no lo has hecho ya, visualiza el vídeo que encontrarás entre los dos primeros párrafos de este texto para obtener la respuesta.

El BMW M2 Coupé, claramente batido por su rival

Como has podido comprobar, el extra de potencia del Audi RS3 Sedán, así como la mejor tracción que asegura su sistema de tracción total, le otorgan una clara ventaja respecto al BMW M2 Coupé. Habría, no obstante, que comprobar todas las condiciones de la prueba a la que estamos haciendo referencia para valorarla como se debe. Pero una cosa está clara, y es que los datos que nos dan los fabricantes pueden valernos como referencia, pero en ningún caso como verdad absoluta.

Lecturas recomendadas