Skip to main content

Noticia

Motor

Audi A4, 5 virtudes y 2 defectos

Audi A4

El Audi A4 forma parte del trío clásico de berlinas premium de acceso, modelos que llevan años y años a la venta y que han demostrado durante todo ese tiempo ser auténticos referentes. Pero, ¿es todo bueno en el alemán? Te traemos sus 5 virtudes y sus dos defectos.

Un modelo espacioso

El Audi es un modelo que cumple perfectamente como coche único, con unas dimensiones generosas que, sin ser excesivas, dan lugar a un interior espacioso y un maletero bastante capaz.

Mide 4.762 mm de largo, 1.847 mm de ancho, 1.435 mm de alto y tiene una distancia entre ejes de 2.820 mm. Su maletero cubica 495 litros que se pueden ampliar hasta los 1.495 si se abaten los asientos traseros.

Un interior digital

La puesta al día de 2019 trajo consigo un necesario refresco interior que dotó al vehículo de una mayor tecnología. 

Así, el cuadro de instrumentos es una pantalla de 12,9 pulgadas (de manera opcional, eso sí), la de la consola central alcanza las 10,1”, el sistema multimedia se ha actualizado, pueden usarse comandos de voz, hay servicios conectados, etc.

 

S4 y RS 4

Pocos modelos deja Audi sin su correspondiente versión deportiva y el A4 no es una excepción. De hecho, la berlina disfruta de dos niveles de deportividad distintos para quienes no busquen algo excesivamente extremo y para los que sí.

El S4 actúa como “versión de acceso” y está disponible en la carrocería estándar y en la familiar, entregando una potencia de 341 CV, con un sistema de propulsión microhíbrido que le da la etiqueta ECO.

Por encima está el RS4, exclusivamente combinado con la carrocería Avant y que lleva todo al siguiente nivel: se trata de un vehículo familiar con 450 CV de potencia que es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 4,1 segundos.

Allroad quattro

El A4 disfruta de una carrocería Avant que aumenta todavía más su versatilidad con un maletero más capaz, pero la marca de los cuatro aros sabe como rizar el rizo y, sobre su base, ha desarrollado la versión Allroad quattro, que es de las más destacadas de la gama.

Pensada para quienes buscan un modelo de enfoque campero pero no quieren comprarse un SUV, cuenta con todas las virtudes de la tracción integral de la compañía y luce un aspecto más robusto, con refuerzos en los bajos que, además de a nivel estético, le protegen al salir del asfalto. 

Una gama de motores con etiqueta ECO…

El Audi cuenta, a excepción del RS4, con una gama de motores microhibridados, lo que le permite disfrutar de la etiqueta ECO de la DGT. Además, son tanto gasolina como diésel y cubren un amplio espectro de potencias.

Por parte de los bloques de gasóleo hay opciones de 136, 163 y 204 CV; mientras que los gasolina disponibles tienen 150, 204 y 265 CV.

Defecto: … pero sin versiones híbridas completas

Y es que aunque la oferta mecánica esté formada exclusivamente por opciones microhíbridas, se echa en falta, sobre todo viendo a la competencia, la presencia de alternativas híbridas autorrecargables (HEV) o de híbridas enchufables (PHEV), estas últimas como pasaporte para lucir una etiqueta CERO de la DGT que cada vez es más codiciada.

Este defecto es algo que deriva directamente del segundo que tenemos en la lista, y es que el A4 empieza a quedarse un poco anticuado.

Defecto: Empiezan a pesar los años

La industria del motor avanza inexorablemente y el paso de los años tiene un peso importante. El actual Audi A4, la quinta generación del modelo, lleva a la venta desde 2016 y, aunque hace tres años experimentó una puesta al día, empieza a poder fuelle respecto a rivales directos que se han renovado por completo de manera reciente (Mercedes Clase C y BMW Serie 3).

Es algo a lo que debería poner remedio sin mucho tardar, ya que una nueva generación debería estar a la vuelta de la esquina.

Etiquetas:

Berlinas

Y además