Prueba

Prueba: BMW 340i Gran Turismo facelift (2016)

Luis Meyer

31/07/2016 - 14:04

La berlina coupé se renueva. Por fuera los cambio son mínimos, pero incorpora ahora lo último en conectividad y lleva motores más potentes y al mismo tiempo ahorradores. En esta prueba del BMW 340i Gran Turismo facelift (2016) nos hemos puesto al volante del tope de gama, y nos ha dejado un muy buen sabor de boca.

La taza de café aún está llena cuando vibra mi Smartphone. "Arrancamos en 10 minutos", anuncia la 'ap' de BMW. El nuevo Serie 3 Gran Turismo piensa. O, más bien, su nuevo sistema de navegación Professional con la aplicación. 'BMW Connected. Es solo una de las novedades del reciente lavado de cara de este modelo. Prueba: BMW 340i Gran Turismo facelift (2016).

Esta 'app' sincroniza diferentes funciones con el coche. El usuario introduce de antemano la ruta en el teléfono, u al subirse el coche se conecta con la pantalla, en la que aparece reflejada. Y justo antes de arrancar aparece información relevante, como por ejemplo la existencia de atasco el algún tramo. Lo cierto es que en la última versión del Serie 3 Gran Turismo funciona de forma impecable. 

Y es que BMW ya ha anunciado que el teléfono móvil cada vez jugará un papel más importante en sus modelos. La superficie inductiva en la consola central puede cargar la balería, y a eso añade un puerto Hotspot WLAN para conectarse a la red y dos entradas USB.

Cockpit

Por fuera también ha recibido algunos cambios. Ahora lleva faros de LED de serie, nuevos paragolpes y entradas de aire. También cambian los pilotos traseros y el escape, que ahora es más grande. El de los modelos 320i y 320d es doble. 

En el cockpit hay ahora más elementos cromados y nuevos materiales en algunas superficies. 

Pero lo más interesante está bajo el capó: el GT es ahora más dinámico y por eso cuatro de las ocho mecánicas incrementan su potencia y al mismo tiempo reducen el consumo en hasta un 14%. El 320i rinde ahora 184 CV, el 330i 252, el 340i 326 y el 325d 224.

Hemos probado el 340i, el tope de gama que sustituye al 335i y recibe 20 CV extra. El seis cilindros me recibe con su atractivo sonido nada más arrancar. Pero es cuando llega a su temperatura óptima cuando aúlla son absoluta deportividad, con un empuje implacable. Un dato: al subirlo mucho de vuelta, este 3,0 litros turbo llega a ser algo más ruidoso de lo que un espera en un coche de esta categoría.

El cambio automático de ocho velocidades inserta con inmediatez y sin tirones, aunque no nos sorprenden porque ya lo hemos catado en otros modelos de la marca y pensamos que es de lo mejor que se puede encontrar hoy en el mercado. 

Desde parado, el 340i acelera hasta los 100 km/h en solo 5 segundos, y la velocidad punta está limitada a 250 km/h. El consumo oficial anunciado es de 7,7 litros.

Maletero

Lo que sí mantiene respecto a sus compañeros de la Serie 3 es su ventaja de espacio: como mide 4,82 metros (20 cm más largo y ocho más alto) no hay en esta gama un modelo más amplio por dentro. En la segunda fila tiene siete centímetros más que la berlina para las piernas, y es incluso más grande que un Serie 5. El maletero, con 520 es incluso más capaz que el de la variante Touring. El doble suelo de carga, además, ofrece espacio añadido, y el respaldo trasero se puede plegar en una proporción 40:20:40.

Conclusión:

El lavado de cara le ha sentado muy bien al BMW Serie 3 GT. Mantiene las virtudes del modelo anterior, y añade otras nuevas como la tecnología avanzada de conectividad y motores más potentes y eficientes. ¿Buscas coche? Entra en nuestro recomendador y encuentra el tuyo rápidamente.  

Lecturas recomendadas

Buscador de coches