Noticia

Francia también investiga a Fiat por sus motores diésel

Francia también investiga a Fiat por sus motores diésel

Ignacio de Haro

23/03/2017 - 13:22

La Fiscalía de París abre una investigación a Fiat para determinar si el fabricante instaló dispositivos para alterar los resultados de las pruebas de emisiones contaminantes en sus automóviles. Una pesquisa que se añade a las existentes por el mismo motivo en el país contra Volkswagen y Renault.

Te interesa: Los 16 coches que superan el tope de emisiones en España

La Fiscalía de París abre una investigación a Fiat para determinar si el fabricante italiano instaló dispositivos electrónicos específicamente diseñados para alterar los resultados de las pruebas de emisiones contaminantes en sus automóviles durante los test de homologación. Una pesquisa que tiene su origen en la comisión de investigación que pusieron en marcha las autoridades galas en septiembre de 2015 con el objetivo verificar las emisiones contaminantes en condiciones reales de conducción de ciertos modelos tras salir a la luz el escándalo de Volkswagen.

Por este motivo la Justicia gala centró su atención primero en Volkswagen y después, ya el pasado mes de enero, en Renault. Y ahora Francia también investiga a Fiat por sus motores diésel tras haber tenido acceso al informe del organismo antifraude dependiente del Ministerio de Economía (DGCCRF). Recordemos que hasta el momento han sido varios países (Estados Unidos y Alemania) los que han acusado a Fiat Chrysler Automobiles de manipular las emisiones de sus propulsores diésel, aunque por ahora no oficialmente.

Medición de gases contaminantes en tiempo real

La investigación preliminar de la Fiscalía de París a Fiat, encargada a tres jueces, se abrió el pasado 15 de marzo con un objetivo claro: determinar, como en los casos de Volkswagen y Renaul,t si la compañía italo-estadounidense pudo instalar dispositivos para ocultar las emisiones contaminantes reales de sus vehículos, tal y como informaron fuentes judiciales a EFE el pasado martes.

Todo ello, añaden, con la agravante de que el fraude, de confirmarse, tiene como consecuencia un daño para la salud de las personas y los animales por el efecto nocivo de los óxidos de nitrógeno (NOx) excesivos generados en la combustión del carburante diésel. Las autoridades galas, que ya han mostrado su confianza en Renault en este asunto, indican que serán los tribunales los que determinen los hechos. Desde Fiat, con la que hemos contactado a raíz de la noticia, no tienen nada más que añadir.

Fuente: EFE

Lecturas recomendadas

Ignacio de Haro

Colaborador

Apasionado del mundo de las cuatro ruedas.

Buscador de coches