Skip to main content

Reportaje

Tres razones para comprar un coche diésel

Tres razones para comprar un coche diésel
Susana Viñuela

Aunque los motores de gasóleo han perdido fuerza en el mercado, lo cierto es que hay motivos para seguir comprándolos.

A pesar de su demonización, hoy queremos darte tres razones para comprar un coche diésel. Que los motores de gasóleo han caído en desgracia no es solo una opinión; es un hecho. Las cifras de la caída del diésel hablan por sí solas: en 2017 se matricularon un total de 1.234.931 turismos. Y, tras años de hegemonía, 2017 fue el principio del fin de su reinado. Según datos de Anfac, el 46,6% de los coches vendidos entre enero y diciembre fueron gasolina, mientras que el 48,3% fueron diésel (el 5,1% restante se reparte entre híbridos y eléctricos). 

Su mala fama de motores contaminantes, unido a las restricciones en muchas ciudades relacionadas con la contaminación y a casos como el Escándalo VW han hecho que muchos compradores se lo piensen dos veces antes de comprarse un coche con motor diésel. Y aunque es cierto que algunos motores diésel son poco limpios, hoy queremos romper una lanza en favor del gasóleo, y darte varias razones (en concreto, tres) por las que comprarte un coche diésel. ¡Atento!

Tres razones para comprar un coche diésel

1. No todos los diésel son tan contaminantes

Como ya os explicábamos en este artículo sobre qué contamina más, el diésel o la gasolina, el estudio "Calidad del aire urbano, salud y tráfico rodado", elaborado por el Institut de Ciènces de la Terra Jaume Almera, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), explicaba que explica que los motores diésel construidos antes y después de principios de los años 90 generan cantidades muy distintas de emisiones contaminantes. De hecho, la última tecnología ha reducido significativamente las emisiones. Aún así, hasta el 10% del parque en circulación genera el 40% de las emisiones contaminantes derivadas del tráfico.

Ante esta situación, la industria de la automoción quiso hacer algo, y desarrolló motores diésel mucho más limpios. Según un estudio publicado en 'Scientific Reports', los motores diésel modernos no son tan contaminantes como sus antecesores. Así, según este informe, os automóviles diésel modernos emiten menos contaminación en lo que se refiere a las partículas de carbono.

Volkswagen recomprará los diésel que se prohíban en Alemania

"Dado que el diésel es mucho más limpio que antes, los reguladores ambientales deben cambiar cada vez más su enfoque a los coches más sucios de gasolina y otras fuentes de contaminación del aire", explica el científico Patrick Hayes, de la Universidad de Montreal. "El diésel tiene una mala reputación porque se puede ver la contaminación, pero en realidad la peor es la contaminación invisible que viene de los coches de gasolina".

Por esto, hay coches modernos con motores diésel que cumplen con la normativa Euro 6, con lo que pueden obtener la pegatina verde/C de la DGT, la menos contaminante de los modelos de combustión interna tradicional. 

2. Son una buena opción para uso de elevado kilometraje

Si el motor diésel ha sido el rey del parque automovilístico español durante años es por su economía: su combustible es algo más barato, y, sobre todo, son coches menos 'tragones' que los de gasolina; la opción ideal para un uso de muchos kilómetros.

Así que, ahí va otra razón por la que comprarte un coche diésel: si vas a hacerle muchos kilómetros por carretera, te puede suponer un ahorro a final de mes. 

3. Los motores diésel son muy resistentes 

Otra de las grandes ventajas de los motores diésel es su alta fiabilidad. Son motores duraderos y resistentes, que pueden hacer que el cuentakilómetros supere los 500.000, y sin darte grandes quebraderos de cabeza. Su mantenimiento, eso sí, es importante; si eliges comprarte un coche con motor diésel, pásale toda las revisiones pertinentes, y no te olvides de cambiarle los filtros cuando sea preciso.

Redactora

Comunicando, que es gerundio.