Skip to main content

Reportaje

Competición

Los 7 coches más icónicos de Ford en los 50 años del Mundial de Rallys

Los 7 coches más icónicos de Ford en los 50 años del Mundial de Rallys

Del Escort al Puma, con cuatro mundiales de por medio.

Aunque con algún periodo de paréntesis, Ford es la marca con mayor presencia en el Campeonato Mundial de Rallys (WRC, en sus siglas en inglés), desde que este se conformara en el año 1973 y ahora que se conmemora el 50 aniversario del WRC pensamos que es el momento perfecto para recordar los 7 coches más icónicos de Ford en los 50 años del Mundial de Rallys.

En estos 50 años del WRC Ford ha logrado el título de constructores en cuatro ocasiones, una con el Ford Escort RS1800, dos con el Focus WRC y la última con el Fiesta WRC. ¿Adivinas ya cuáles son algunos de los coches más icónicos de Ford en el Mundial de Rallys? Además, han logrado cuatro Campeonatos Mundiales de pilotos con Björn Waldegård, Ari Vatanen y Sébastián Ogier (2).

Las 10 mejores maquetas de coches de rallys para regalar

Ford Escort RS 1800 MKII

Ford Escort RS 1800 de 1979

Ford hizo su debut en el Mundial con un Ford Escort, con el que lograría sus primeros triunfos mundialistas con el legendario Timo Mäkinen. Pero en 1975 cambió al Ford Escort RS 1800 MKII, que monta un motor de 1,8 litros con 240 CV de potencia.

Con este modelo Ford consiguió sus primeros títulos mundiales, concretamente el de marcas en 1979 y el de pilotos en 1979 y 1981, pilotados por Björn Waldegård y Ari Vatanen, respectivamente, aunque en aquella época tmbién contaban con  Hannu Mikkola.

Un detalle que conviene saber es que a inicios de los 80 Ford no dirigía el equipo como tal, sino que cedió el testigo al conjunto liderad por David Sutton, con quien Vatanen logró el citado título mundial. Por cierto, a su derecha se sentaba como copiloto David Richards, el actual propietario del equipo Prodrive (empresa que estaba detrás equipo Subaru de rallys) y anterior dueño del equipo Benetton de F1.

Ford RS 200

Ford RS 200

El Ford RS 200 fue el único grupo B de Ford y tomó parte solo en cuatro pruebas del campeonato del mundo en el año 1986, tras el que decidieron cancelar el programa por las sospechas de que la FIA iba a prohibir los Grupo B. Nació de manera un poco improvisada para dar respuesta a los nuevos modelos que el resto de marcas estaban lanzando dentro de esta categoría.

Contaba con tracción integral y motor central turbo de 420 CV. Los encargados de pilotarlo fueron los suecos Stig Blomqvist y Kallen Grundel. Y fue este último el único que logró subirse al podio, gracias al tercer puesto en el Rally de Suecia. 

Los 5 mejores coches de rally hechos para carretera

Ford Sierra Cosworth 4x4

Ford Sierra Cosworth
Miloslav Rejha, Wikimedia Commons

Miloslav Rejha, Wikimedia Commons

El desarrollo del Sierra Cosworth 4x4 comenzó en 1987, de la mano de Ford Especial Vehicle Engineering, pero no fue hasta 1991 cuando la marca del óvalo regresó al mundial de rallys de manera oficial con esta versión 4x4, ya que en 1990 compitieron a través de un equipo privado y apostaron primeramente por la variante de propulsión trasera.

Montaba el motor de cuatro cilindros turbo y 2.0 litros del anterior Sierra Sapphire Cosworth y la potencia oficial de este modelo era de solo 300 CV, pero se cree que desarrollaba unos 100 CV más.

En dos años alcanzaron solamente siete podios y sus pilotos de cabecera fueron Massimo Biasion, quien se subió al segundo escalón del podio en el Rally de Portugal de 1992 y el rapidísimo François Delecour, que también fue segundo en Rally de Córcega de 1992. Esto motivó que comenzaran a desarrollar un nuevo modelo, que es el que tienes a continuación.

Ford Escort RS Cosworth/WRC

Ford Escort Cosworth 1997 Sainz

El Ford Escort RS Cosworth comenzó a desarrollarse en 1992. El motor era el mismo dos litros turbo con 290 CV del Sierra 4x4 de calle y aunque el Escort que se vendía en los concesionarios era de tracción delantera el de competición era un Grupo A con tracción 4x4.

Un detalle curioso es que España tuvo un papel clave en su desarrollo, ya que utilizaron los rallys nacionales para su puesta a punto, ya que aquí estaba permitido que compitiera como prototipo. Y fue el habilidoso Jose María Bardolet quien ganó varias carreras ese mismo año 1992.

Debutó de manera oficial en 1993 con François Delecour y Biasion como pilotos oficiales. Ganaron varias pruebas, pero no el mundial y debido a varios reveses (lesión de Delecour, pérdida de competitividad) el equipo pasó a ser privado en 1995, dirigido por los belgas del conjunto Ras. 

En el 96 Carlos Sainz entró al equipo y empezó a mejorar el coche y en 1997 M-Sport de Malcom Wilson pasa a gestionarlo y a desarrollar el Ford Escort WRC

Este era el primer World Rally Car de Ford, una categoría que se acababa de estrenar. Además de Sainz, lo pilotaron  Armin Schwarz y Juha Kankkunen, que lograron dos victorias, trece podios y el subcampeonato de marcas. Pero un año 1998 sin victorias motivó el lanzamiento del nuevo Focus WRC.

Ford Focus WRC

Ford Focus WRC año 2000

Tryphon Georgallides, Wikimedia

El Ford Focus WRC fue el segundo coche desarrollado por M-Sport en conjunto con Ford. Aunque en la imagen ves el Focus de primera generación, como sabes se hizo también un modelo sobre la segunda. De hecho, ha sido el coche más utilizado por Ford en el WRC y se hicieron hasta seis evoluciones. Todas ellas con el mismo motor 2,0 litros turbo de cuatro cilindros con 300 CV.

Esto también explica que sea el vehículo de Ford con mayor palmarés: 137 participaciones oficiales entre 1999 y 2010, 44 victorias y 148 podios, además logró el título mundial de constructores en 2006 y 2007, algo que se le resistía desde 1979.

La primera versión debutó en el Rally de Montecarlo de 1999 logró dos victorias con el mítico Colin McRae. Y en todos estos años ha contado con figuras del volante como François Delecour, Petter Solberg, Piero Liatti,  Toni Gardemeister, Marcus Grönholm, Sebastian Loeb, Mikko Hirvonen o Jari-Matti Latvala, entre otros.

Ford Fiesta RS WRC

Ford Fiesta WRC

En el año 2011 la marca afrontó el campeonato del mundo con el nuevo Ford Fiesta RS WRC. Tomaba como base en sus inicios la sexta generación del modelo de serie y estaba adaptado a las especificaciones de los nuevos World Rally Car, es decir, motor turbo de 1,6 litros con cuatro cilindros, 300 CV de potencia y tracción integral.

Como nota para eruditos de los rallys hay que decir que Ford ya utilizó el Fiesta en los años 70. Concretamente era el Ford Fiesta 1600, que debutó en 1979 en el Rally de Montecarlo como Grupo 2, pilotado por Ari Vatanen. Tenía tracción delantera y, apesar de contar con solo 150 CV, al pesar solo 773 CV era un filón en nieve y tierra.

Como ya sabrás de sobra en esta época los pilotos encargados de manejarlo fueron Mikko Hirvonen, Jari-Matti Latvala, Petter Solberg, Mads Østberg, Thierry Neuville e incluso Ken Block. Además de otros muchos.

Faltaría por añadir el actual Ford Puma Hybrid Rally1, el primo de la saga con motorización híbrida, pero vamos a dejar que se asiente en la categoría y gane protagonismo por sí mismo. No tuvo mal comienzo, con la victoria de Loeb en el Rally de Montecarlo que habría la temporada, pero la suerte no les ha sonreído de igual manera en las siguientes tres pruebas. Varemos cómo acaba la temporada...

Etiquetas:

coches de rally Rallys

Y además