Prueba

Volkswagen Golf 7 GTI: ¡el mejor de la saga!

Jorge Arenas

03/05/2013 - 13:16

Ya está aquí, ya ha llegado el compacto más esperado del año. El Volkswagen Golf 7 GTI aterriza en nuestro mercado este mismo mes de mayo y lo hace, por primera vez, con dos versiones diferentes: GTI y GTI Performance, la última con un punto más de deportividad.

Desde que el primer Golf GTI viera la luz en1976 han ido pasando los años y las generaciones, hasta llegar a la séptima que, sin duda, es la mejor de todas por su manera de conjugar deportividad y polivalencia de uso. Bajo el capó del VW Golf 7 GTI se esconde el conocido motor TSI de 2,0 litros, que llega con una culata nueva y una gestión térmica mejorada. La potencia sube hasta los 220 CV (230 en el Performance) y el par aumenta hasta los 350 Nm (en la anterior generación entregaba 280).

VW Golf GTI mk1 (1976) y mk7 (2013) 

Golf GTI mk1 y mk7

Estas mejoras en el rendimiento se traducen en unas prestaciones que superan a las del GTI de sexta generación (videoprueba). Para alcanzar los 100 km/h desde parado, el nuevo modelo necesita 6,5 segundos, mientras su velocidad punta queda fijada en 246 km/h. Estas cifras son de 6,4 segundos y 250 km/h en el caso de la versión Performance. Pero si esto es importante, también lo es la reducción de consumo que se ha logrado en el VW Golf 7 GTI. El ahorro es de hasta un 18 % en la versión manual de seis velocidades. Esto se debe, en parte, al sistema 'Start/Stop' (de serie en toda la gama) y a la reducción del peso total del coche en 42 kilos. El consumo mixto homologado del GTI manual es de 6,0 l/100 km. El más 'gastón' de todos, es decir, el VW GTI 7 Performance con cambio DSG, lleva este dato hasta los 6,5 l/100 km.

El Volkswagen Golf 7 GTI se asienta sobre la plataforma modular MQB y recibe importantes mejoras en el apartado de chasis. Por ejemplo, la dirección es nueva. Más deportiva y directa que antes, apenas tiene dos vueltas de volante entre tope y tope, y modifica la dureza y la desmultiplicación en función de la velocidad. Su respuesta es buena, la información que transmite al conductor es certera y las manos no llegan a cruzarse ni de lejos por muy cerrado que sea el viraje al que uno se enfrente. En cuanto a la suspensión, este Volkswagen se beneficia de la nueva generación del sistema DCC adaptativo (opcional), perfecto para dar prioridad al confort o a una pisada más firme. Por otra parte, el control de estabilidad ESC cuenta con tres modos de uso: conectado, deportivo y control de tracción desactivado. De ninguna manera puede quedar el ESC desactivado al 100%, aunque esto es algo que no parece necesario a no ser que quieras jugar a poner el coche de costado (el freno de mano eléctrico tampoco te daría mucho juego para ello). 

El Golf 7 GTI Performance monta frenos sobredimensionados

Golf GTI 7 llanta

Pero si algo destaca por encima de todo en el apartado tecnológico es el nuevo diferencial de deslizamiento limitado que monta el VW Golf 7 GTI Performance. Es mecánico, aunque controlado de forma electrónica (novedad en un tracción delantera, según aseguran los responsables de la marca) y su misión es mejorar la tracción en el paso por curva. Realmente lo hace, como he podido comprobar en un trazado ratonero, de esos en los que uno puede abrir gas a fondo en marchas cortas. Sin duda, mejora el funcionamiento del XDS, que es el ‘diferencial’ más típico que suelen equipar los compactos deportivos del grupo VW. De hecho, el VW Golf 7 GTI -no Performance- emplea uno de este tipo, pero de segunda generación, denominado XDS Plus. La diferencia entre ambos es palpable. Y es que el segundo en realidad no es un diferencial autoblocante al uso, sino un sistema electrónico que se sirve del control de estabilidad para, utilizando los frenos, ralentizar a la rueda interior que pierde tracción en apoyo, al tiempo que pasa todo el par a la del exterior para así evitar subvirajes y mejorar la calidad y la rapidez en el paso por curva. Tanto uno como otro persiguen el mismo objetivo, pero el diferencial del GTI Performance hace mejor su trabajo.

En el apartado de diseño, el Volkswagen Golf 7 GTI se diferencia del resto de la gama por elementos como las pinzas rojas de freno, los faros traseros LED con cristal oscurecido, las dos salidas de escape, ubicadas en los extremos y cromadas, las llantas ‘Brooklyn’ de 17 pulgadas sobre las que se asientan neumáticos de medida 225/45 y los colores de carrocería específicos: rojo, negro y blanco.

Gama cromática del Golf 7 GTI

Golf GTI gama colores

Dentro, no podía faltar la tapicería de cuadros que cubre los asientos -ahora denominada ‘Clark’ y complementada con Álcantara en los costados-, presente en el GTI desde sus orígenes, los pedales de aluminio, el volante deportivo especial y… como novedad, rescata un vestigio del pasado que ya se había perdido generaciones atrás: el pomo del cambio tipo bola de golf.

En cuanto a la dotación tecnológica en materia de seguridad, el Golf 7 GTI incorpora todo el arsenal de dispositivos disponibles para la plataforma MQB, a saber: 'ACC' (regulación automática de la distancia), 'Front Assist' con frenada de emergencia, detector de fatiga, freno anticolisión múltiple, faros bixenón Plus con luz diurna LED, asistente de luces largas y reconocimiento de señales. El asistente 'Lane Assist' es lo único que queda reservado al catálogo de opciones en este apartado. 

Referente al confort, está dotado del ordenador de viaje ‘premium’, luces LED para la matrícula, Radio CD, navegador con mapas Google Earth y, lo mejor de todo sin lugar a dudas, un sistema de perfiles de conducción que se maneja desde la pantalla táctil de la consola, que permite elegir entre Eco, Normal, Individual, Sport y Confort (este último solo si hay suspensión adaptativa DCC). La genialidad es que el conductor puede configurar los niveles de actuación de la dirección, la suspensión, el ESC o el diferencial, entre otros, a su propio gusto, para lograr una respuesta más o menos deportiva en el modo Individual, algo más propio de modelos Premium que de un mero compacto. 

Ajuste de los perfiles de conducción

Golf GTI perfiles conduccion

El Volkswagen Golf GTI 7 sale a la venta en mayo. Disponible con 3 y 5 puertas, y con cambio manual y DSG, sus precios parten de 31.010 euros (+ 1.700 en el Performance). Volkswagen, por cierto, señala que el GTI Performance DSG es el único que llegará más tarde al mercado, en noviembre de este año. Todas las demás combinaciones pueden ocupar tu garaje desde ya mismo. Si lo estabas esperando, no pierdas tiempo. Para mi es, sin duda, el mejor Golf GTI de la saga. 

¿Buscas un punto de vista diferente? Mira la prueba del Volkswagen Golf GTI Performance de nuestros amigos de Top Gear.

Lecturas recomendadas

Todo sobre Volkswagen

Volkswagen Golf Golf GTI 3P

Acabados de Volkswagen Golf GTI 3P 2012 más populares:

Ver todos los acabados

La valoración de Auto Bild

7,5

Todo sobre Volkswagen Golf

Buscador de coches