Skip to main content

Patrocinado por:

Práctico

Los requisitos necesarios para conducir un coche sin carnet

conducir un coche sin carnet

Conducir un coche sin carnet es posible desde que existen los popularmente conocidos como 'microcoches', que vienen a ser los ciclomotores de cuatro ruedas. Pero, ¿qué necesito para poder circular con ellos legalmente? Vamos a verlo.

De un tiempo a esta parte han adquirido cierta popularidad los 'microcoches', esa especie de ciclomotores de cuatro ruedas a los que se puede acceder sin tener la licencia de conducir. Suponen una solución de movilidad bastante interesante para desplazamientos urbanos, así como para personas de corta o avanzada edad que por la razón que sea no pueden ponerse al volante de vehículos convencionales. Pero, ¿qué es lo que necesito para conducir un coche sin carnet?

Lo primero de todo es tener claro el tipo de coche del que hablamos. Se trata de cuadriciclos ligeros de cuatro ruedas cuya velocidad punta no excede los 45 km/h. Además, su cilindrada es igual o inferior a 50 cc en el caso de los motores de combustión o con una potencia neta máxima de 4 kW si hablamos de un propulsor eléctrico. Por último, su capacidad será de dos ocupantes.

No te pierdas: Cómo renovar el carnet de conducir

Para conducir un coche sin carnet debemos tener en nuestro poder simplemente el permiso de ciclomotores, el AM, que a su vez requiere el haber cumplido al menos 15 años, la realización de una prueba psicotécnica y superar un test de 20 preguntas de la Jefatura de Tráfico. Tras esto, una prueba práctica será suficiente para obtener la licencia.

Tenemos que tener en cuenta también que el radio de acción de estos vehículos, como sucede con los ciclomotores, es limitado. Además de por poblado, podrán circular por carreteras convencionales usando el arcén invadiendo lo mínimo posible la carretera. Su uso por autopistas o autovías está totalmente prohibido.

¿Quién es el cliente tipo para conducir un coche sin carnet?

Los coches para conducir sin carnet en España tienen un público bastante definido. La gran mayoría procede de un ámbito rural, y tiene una edad de entre 45 y 65 años. También aparecen mujeres de clase media-alta de entre 30 y 45 años, así como jóvenes conductores que prefieren el extra de seguridad que aportan estos vehículos respecto a los ciclomotores de toda la vida. De hecho, son cada vez más los jóvenes que ganan experiencia en este tipo de vehículos antes de dar el salto a un coche convencional.

Lecturas recomendadas