Skip to main content

Patrocinado por:

Práctico

Qué hacer si te encuentras un animal en la carretera

Qué hacer si te encuentras un animal en la carretera

El jabalí y el corzo son los salvajes que más accidentes provocan en España. Ojo: nunca des un volantazo.

¿Qué hacer si te encuentras con un animal en la carretera? La respuesta breve es ante todo, mucha calma, y nada de volantazos. Encontrarse con un animal en la calzada no es tan raro; de hecho, te puede suceder en plena ciudad (con un perro, por ejemplo) o en carreteras convencionales con una fauna más variada (ciervos, jabalíes...).

Lo que te puede costar atropellar un animal de caza

El riesgo de accidente es muy alto y sus consecuencias pueden ser graves. Según los últimos datos facilitados por la Dirección General de Tráfico (DGT) en 2016 hubo 427 accidentes con víctimas en los que estuvieron involucrados animales. En este aspecto, otoño, invierno y primavera son meses que entrañan más peligro debido a la temporada de caza. En muchas carreteras secundarias encontrarás señales advirtiendo de la posible presencia de animales salvajes o domésticos en la zona. Ahora bien, ¿cómo actuar si te encuentras con un animal en la calzada para evitar un accidente?

¿Cómo actuar si te encuentras con un animal en la calzada?

Esto es lo que hay que hacer en caso de toparte con un animal en la carretera para tratar de sacarlo de ahí, según la DGT:

  • Tocar el cláxon y reducir la velocidad.
  • Si es de noche, hacer juego de luces (dicen que algunos animales quedan deslumbrados e inmóviles y que al estar quietos es más fácil deslumbrarles).
  • Además, te recuerda que "ante una señal que advierte de la presencia de animales hay que extremar la precaución".

¿Y si el animal de la carretera aparece de repente?

Si el animal irrumpe de golpe en la calzada o vas demasiado deprisa como para frenar a tiempo, la reacción cambia.

  • Si estás conduciendo y detectas a un animal cruzando la calzada, no bajes la guardia porque muchas veces no están solos y pueden aparecen más miembros de la manada a continuación.
  • Los animales también se deslumbran con la luz de carretera por lo que recuerda cambiar a la luz de cruce cuando por la noche te cruces con alguno.

Además, otras formas de actuar en caso de ver un animal en la calzada depende del tamaño del animal.

Si el animal que ocupa la calzada es pequeño (un perro, un gato, un conejo...)

  • Trata de evitar el atropello, sin frenar bruscamente ni dar volantazos. Lo que debes hacer es tratar de esquivarlo manejando suavemente el volante.
  • Si es imposible esquivarlo con seguridad (por ejemplo, si hacerlo implica una salida de vía), sujeta firmemente el volante y continúa en línea recta.

Si el animal que ocupa la calzada es grande (un ciervo, un caballo, una vaca...)

  • Intenta esquivarlo a baja velocidad desviándote a la derecha o saliéndote de la calzada (ojo, sólo si las condiciones de la carretera lo permiten)
  • No frenes de golpe y si has hecho maniobra esquiva no vuelvas bruscamente a la calzada, podrías volcar
  • Suelta el acelerador y sujeta con firmeza el volante para mantener el control del coche
  • En la medida de lo posible, trata de no chocar de frente con el animal pues podría atravesar el parabrisas. Ten en cuanta que golpear a un animal que puede pesar más de 300 kilos puede provocar graves consecuencias para los ocupantes del vehículo (en este vídeo puedes experimentar lo que se siente al atropellar un ciervo con el coche).
  • Frena de forma firme y continua pero sin brusquedad. El ABS evitará que las ruedas se bloqueen y podrás manejar la dirección

Si el choque contra el animal es inevitable

  • Si no tienes tiempo a reaccionar y el choque es inevitable, pisa hasta el fondo el pedal de freno y embrague y sujeta con fuerza el volante. Si la maniobra no es segura, mejor no trates de esquivarle.
  • Recuerda activar el protocolo PAS (Proteger, Avisar y Socorrer) de emergencia si estás en condiciones de hacerlo: no salgas del coche sin el chaleco reflectante.
  • Lleva el coche al taller aunque aparentemente no haya ningún daño.

Accidentes por animales en la carretera

Según datos del RACE, el jabalí y el corzo son los que más accidentes provocan, pero también hay que tener cuidado con ciervos, zorros, conejos, aves, cabras montesas, gamos, gatos monteses o liebres. En el caso de los animales domésticos, los que aparecen en las estadísticas de accidentes por atropello de animal con más frecuencia son los perros, los caballos y las vacas, sin restar importancia a los gatos, ovejas, cabras o cerdos. 

El mayor peligro surge cuando alguno de estos animales se cruza por sorpresa en medio de la calzada, aunque también hay que ir muy atento por si puedes esquivar a algún animal muerto, sobre todo perros atropellados. Las empresas que pertenecen a la Asociación de Empresas de Conservación y Explotación de Infraestructuras (ACEX) aseguran que recogen unos 1.000 animales muertos de media cada día.

Lecturas recomendadas