Skip to main content

Práctico

Motor

10 trucos para ahorrar con GLP

Trucos para ahorrar con GLP

Antes todo parecía más fácil, porque todos los coches eran de gasolina y, puntualmente, algún diésel para hacer muchos kilómetros al año. Sin embargo, ahora la oferta es mucho más variada y eso debería ser algo positivo... siempre que sepas cómo sacarles el máximo jugo a las diferentes tecnologías existentes en el mercado. Por ejemplo, con estos 10 trucos para ahorrar con GLP

Trucos para ahorrar con GLP

El GLP son las siglas del Gas Licuado del Petróleo (propano) un combustible alternativo que es perfectamente capaz de alimentar un motor térmico. Y de hecho, está presente en los llamados vehículos bifuel, que constan de un mismo bloque y dos depósitos: uno de gasolina y otro de Gas Licuado del Petróleo; o bien, uno de gasolina y otro de Gas Natural Comprimido (GNC). 

Vídeo: estas son las pegatinas de la DGT

En esta ocasión, nosotros hemos hecho más de 2.000 km por España y parte del extranjero con un bifuel de los primeros fabricado por la marca DFSK, concretamente el DFSK F5 acabado ECO, que dispone de ambos combustibles. Y el desafío era ver si era viable ahorrar, cuánto y cómo. Y después de mucha carretera y ciudad, hemos comprobado que sí, que con esta tecnología se puede, en función de cómo elijas el modelo concreto que necesitas, si te cuadra con el uso que vas a hacer, la manera en que lo haces... Y todo ello, desde nuestra experiencia en primera persona, lo hemos aglutinado en estos consejos. 

1 Elección del modelo: las bondades de la etiqueta Eco

Trucos para ahorrar con GLP

El ahorro puede venir desde el principio. Pero lo primero que tienes que hacer es elegir el coche con GLP, comparar el precio respecto a un equivalente en gasolina (no siempre lo hay dentro de la gama del fabricante) y ver si puedes hacerte con él con ayudas directas destinadas a coches eficientes (del Estado, de tu Comunidad Autónoma...). 

Especial Pegatinas de la DGT

Además, al echar números, piensa que los coches con gas llevan etiqueta Eco de la DGT, por lo que puede salir a cuenta la inversión debido a que este distintivo te permite: 

  • Acceder a zonas permanentemente restringidas por polución en grandes ciudades.  
  • Aparcar en la calle sin limitaciones.
  • Que el parquímetro salga más barato en áreas de estacionamiento regulado.  

2 Planifica el viaje

Trucos para ahorrar con GLP

Aunque esto deberías hacerlo siempre, con GLP merece la pena aún más aquello de planificar el viaje, calcular más o menos los kilómetros que tiene cada etapa de la ruta, dónde hay gasineras (surtidores de gas) en tu recorrido... (hoy día es muy fácil gracias a los smartphone y a la ubicación por GPS).

Lo bueno es que en países como España hay una amplísima red de estaciones de servicio con este producto -de GNC no podemos decir lo mismo- y que también existen páginas web actualizadas cada día que muestran claramente dónde repostar, por direcciones, provincias, coordenadas o direcciones exactas.  

3 Compara precios

Trucos para ahorrar con GLP

Como norma general, de momento, puedes quedarte con la idea de que el precio del litro de GLP suele ser más o menos la mitad del de gasolina 95. Por tanto, aunque un modelo determinado de coche no suela gastar exactamente lo mismo con uno u otro combustible, aunque con gas el consumo fuese algo mayor, la diferencia de precios acaba compensando y mucho. 

Y dado que vas a planificar el viaje y más o menos establecer las gasineras en las que pararás, no está de más comparar precios entre ellas. ¡Unos pocos céntimos pueden marcar la diferencia!  

4 Calcula autonomía de gasolina y GLP

Trucos para ahorrar con GLP

Para ser eficientes en consumo de combustible(s) y de tiempo de la ruta -y no estar parando demasiadas veces, desviarse mucho del recorrido y que por lo primero o por lo segundo el viaje se haga eterno-, conviene saber cuántos kilómetros puedes hacer más o menos con tu coche sólo a base de gas y sólo con gasolina. 

Esto segundo es fácil, porque la ficha técnica del vehículo es bastante clara y porque los ordenadores de viaje modernos también suelen 'clavar' la autonomía en tiempo más o menos real. Sin embargo, los indicadores de GLP disponible no suelen ser tan precisos (en el caso de nuestro coche, iba por LEDs). 

Así pues, conviene que, al menos una vez, pongas a cero el cuentakilómetros parcial justo cuando hayas llenado el tanque de gas a tope y así puedas ver cuánta distancia has recorrido con cada LED, con la mitad de ellos o con todos ellos. Y sobre todo, cuándo se agota completamente el tanque (siempre que te quede gasolina en el otro depósito, claro).

5 Llena a mitad el tanque de gasolina

Trucos para ahorrar con GLP

Piensa que un vehículo bifuel puede seguir circulando totalmente sin gas pero con gasolina... aunque no sólo con gas si no tiene nada de gasolina. La razón es que, aunque únicamente circules con GLP, el motor térmico arrancará con gasolina e inyectará un poquito de ella cada ciertos kilómetros, aunque tú no lo aprecies siquiera, con el fin de que las piezas móviles del bloque no pierdan lubricación.   

Por tanto, dentro de estos 10 trucos para ahorrar con GLP, no puede faltar este: aunque pretendas desplazarte 'exclusivamente' con gas, es recomendable que lleves medio depósito de gasolina: nunca te quedarás a cero, tendrás un remanente por si te quedas sin GLP... y, a su vez ahorrarás más peso y consumos que si lo llevaras a tope de lleno.  

6 Llena a tope el de GLP

Consejos para ahorrar con GLP

El depósito de gas, en cambio, sí que te recomendamos que lo llenes a tope cada vez que repostes. Así circularás con gasolina lo mínimo e imprescindible (ya hemos dicho que a este tipo de coches se les saca verdadero partido con gas) y podrás calcular mejor tus kilómetros y consumos. 

7 No te la juegues con un solo surtidor

Trucos para ahorrar con GLP

De hecho, lo habitual es que en cada estación de servicio que localices con gas no haya más que un surtidor de este producto. Por tanto, si está vacío (debido a una mala previsión de sus responsables), averiado o, simplemente, ocupado por otro usuario, tus planes de repostaje podrían irse al traste. 

Es por ello que no conviene apurar mucho (para, como tarde, cuando se ilumine la reserva del GLP) ni llevar poca gasolina, por si acaso. Sí, es cierto que con los problemas mencionados siempre podrías echar gasolina allí mismo, en cualquiera de los otros surtidores con 95, pero deberías volver a parar más pronto que tarde en la siguiente gasinera (o, lo que es lo mismo, detenerte dos veces en menos tiempo del programado).  

8 No vayas con (tanta) prisa

Trucos para ahorrar con GLP

Como has visto en el punto anterior, apostar todo a un único surtidor (que suele estar más separado de la tienda que el resto) implica el riesgo de tener que esperar si hay delante de ti más usuarios de gas, por ejemplo. Pero incluso cuando esto pueda ser una ventaja si la zona de la gasolinas 95, 98 y el diésel está atestada de vehículos y el surtidor de gas no, el repostaje de gas resulta más lento que el de un carburante convencional, porque en el proceso hay que: 

  1. Sacar el embudo/adaptador metálico. 
  2. Enroscarlo con cuidado en la boca de llenado correspondiente. 
  3. Estirar de la manguera y colocar el cabezal 'mordiendo' el adaptador
  4. Poner el seguro
  5. Accionar un pulsador verde en forma de seta hasta que los números del surtidor se reseteen. 
  6. Seguir apretando continuadamente hasta culminar el llenado. 
  7. Desenganchar la manguera.
  8. Desenroscar el adaptador. 
  9. Meterlo en su funda y guardarlo. 
  10. Caminar a la caja para pagar (y volver después) desde una mayor distancia que el resto de usuarios de combustibles de origen fósil.  

9 Adaptadores

Trucos para ahorrar con GLP
Trucos para ahorrar con GLP
Trucos para ahorrar con GLP

Como ya habrás deducido, los adaptadores metálicos son esenciales para el repostaje de gas y entre el de un coche y el de otro puede haber grandes diferencias. Llévalo siempre en una funda y en un lugar concreto para no perder tiempo en sacarlo y no perderlo por ahí (el nuestro estaba siempre en la guantera). 

Nota tranquilizadora: según hemos comprobado en nuestro viaje a gas, las mayoría de las gasineras tienen en la tienda, cerca del mostrador, varios tipos de adaptadores de GLP, con el fin de prestárselo al conductor en apuros debido a la pérdida o deterioro de su propio adaptador.  

10 Al acabar, limpieza

Lleva encima guantes, toallitas... porque el repostaje de GLP aún no está muy bien logrado y al apretar el gatillo del surtidor para separarlo de la boca de llenado, ¡zouf!: el pequeño retroceso suele venir acompañado de unas salpicaduras de gas líquido (licuado), que manchará algo el entorno de la carrocería del coche y a ti mismo en manos y brazos. 

Trucos para ahorrar con GLP
Trucos para ahorrar con GLP

La buena noticia es que, antes de tocar ni pagar nada de la tienda, puedes usar el rollo de papel de fuera -para secarte y rematar la operación de limpieza-, así como remediar el asunto -y el olor de las salpicaduras- con un poco del gel hidroalcohólico anti Covid que tienen a la entrada este tipo de establecimientos, si es que no dispones del tuyo propio. ¡Buen viaje y buen ahorro!

Datos técnicos de

DFSK F5 2020 ECO
Ver otros acabados de DFSK F5
  • Precio

    30.846

  • Tipo de Motor

    Normal

  • Cilindrada

    1.498 cc

  • Par motor

    220 Nm /2.000 rpm

  • Potencia

    137 cv /5.600 rpm

  • Cambio

    CVT

  • Tracción

    Delantera

  • Capacidad maletero

    379 L / 1.420 L

  • Aceleración 0-100

    -

  • Velocidad máxima

    180 km/h

  • Consumo oficial

    11 l/100km

  • Garantía

    -

  • Tipo de combustible

    Gas/GPL

Y además