Skip to main content

Noticia

Motor

Vídeo: el Audi Sport Quattro S1 Evolution 2 y el resto de coches del Grupo B no eran para mortales

Si piensas en un modelo de Audi Sport, lo más probable es que te venga a la mente el Sport Quattro. Y no cualquiera, sino una de esas maravillas que compitieron en los rallies del tan mitificado Grupo B. Eso es lo que argumenta el periodista británico Henry Catchpole para presentar su última prueba en su canal de Youtube Carfection. Toda una gozada de vídeo en el que se pone a los mandos de un coche sobrado de pedigrí deportivo: el Sport Quattro S1 Evolution 2. Justo antes de proceder a recordarnos por qué este y los demás competidores del Grupo B eran de otro planeta.

Concretamente, el ejemplar que él tiene la oportunidad de conducir es quizá el más importante que aún existe de los 20 que se fabricaron en su momento. Porque, como se explica en la narración, este modelo con 510 CV de potencia y lleno de mejoras aerodinámicas solo llegó a ganar una carrera en sus dos años en el Mundial. Fue en San Remo en 1985 y, por alguna razón que se nos escapa, aquel coche se destruyó. Y luego estaba el protagonista de hoy, que entró en la historia clasificándose segundo en el Rally de los Mil Lagos de 1985, con Stig Blomqvist al volante, y que desde hace años pertenece a Audi UK.

VÍDEO: No lo olvides nunca, así era el Grupo B de rallies

Este expiloto sueco, por cierto, aparece en el vídeo para dar su opinión desde el punto de vista profesional. Resulta que el Sport Quattro S1 Evolution 2 era especialmente bueno en los trazados rápidos y llenos de saltos de Finlandia, porque tendía a aterrizar primero con el eje trasero, lo que le daba cierta ventaja sobre el resto, asegura. Y también porque se comportaba más como un automóvil de tracción delantera.

Para Catchpole, el Audi responde bien en un principio; esto es, hasta que entra el turbo. Y, entonces, pasa a ser como un animal que lucha contra ti por el control. Habiendo conducido un buen número de coches de rally, apunta, "nunca había tenido que trabajar tanto como en este". Algo que, según Blomqvist, seguramente tenga que ver con que lo conduce demasiado despacio. "Si vas con mucho cuidado, no es muy bueno, no. Tienes que ser duro con él. Tú debes conducirlo, no dejar que te conduzca él", apunta el expiloto de 75 años. Para el presentador, eso es más fácil de decir que de hacer. Al menos, para nosotros los mortales que no hemos pilotado en el Grupo B.

Etiquetas:

Vídeo coches de rally

Y además