Skip to main content

Noticia

Toyota RAV4, ¿cuál es el más barato?

Toyota RAV4 más barato

Olvídate de la mecánica híbrida.

El Toyota RAV4 lleva años en nuestro mercado (nació en el 94), actualmente va por su cuarta generación (la quinta, que ya ha sido presentada, no se comercializará hasta el año que viene) y se ha convertido en uno de los exponentes de las mecánicas híbridas de la marca nipona. Es posible que quien busque un modelo de estas características se fije en él, y lo normal es que se pregunte: ¿cuál es el Toyota RAV4 más barato?

VÍDEO: Así es el Toyota RAV4 2019, ¿te convence?

Aquí estamos nosotros para disipar cualquier duda, pero vaya por delante lo primero: hay que decir adiós al sistema de propulsión híbrido del SUV, ya que eleva el precio en acabados equivalentes y ni siquiera está disponible con el de acceso a la gama que, como es lógico, es el más barato.

Hay que conformarse con el motor diésel 150D, único disponible con el nivel de equipamiento Business, que se asocia en exclusiva a una caja de cambios manual de seis velocidades y a un sistema de tracción delantera. Según homologa Toyota, tiene un consumo medio de 4,7 l/100 km y unas emisiones de CO2 de 129 g/km.

El equipamiento del Toyota RAV4 más barato

Aceptando la primera renuncia, toca ver qué es lo que incluye este acabado en términos de dotación de serie. Entre los elementos que más destacan son las llantas de acero bitono de 17 pulgadas (al menos no lleva tapacubos), los faros traseros LED, 7 airbags, el climatizador manual, el sistema stop/start para el motor y una pantalla TFT a color de 4,2 pulgadas para la consola central.

¡Vota en los premios Axel Springer Motor y consigue premios!

En cuanto a lo que respecta a personalización, si no queremos pagar sobrecoste tendremos que optar en exclusiva por el color Blanco Classic para la carrocería. Ciñéndonos a estas restricciones el Toyota RAV4 más barato se queda en 27.550 euros, aunque con el descuento que ofrece la marca por pedirlo desde la web se rebaja hasta los 25.950.

A partir de ahí se puede encarecer el precio todo lo que se quiera, puesto que Toyota ofrece como opción muchos de los extras que se pueden encontrar en niveles superiores, ya sea como elementos independientes o como packs. Por poner algunos ejemplos: sistema de entretenimiento trasero (400 euros), bola de remolque fija (600 euros), barras para el techo (371 euros), etc.

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Lecturas recomendadas