Logo Autobild.es

El sencillo truco de un profesor de autoescuela en Bilbao para bajar la temperatura del coche

Truco de profesor autoescuela para bajar la temperatura del coche
Foto del redactor Álvaro Escobar

Es una estampa clásica del verano en muchos lugares de España, entrar en el coche aparcado al sol y sentir un calor sofocante. Un profesor de autoescuela de Bilbao nos da este sencillo truco para bajar la temperatura del coche. 

Es una escena típica de los meses de verano, sobre todo, cuando se registran episodios de olas de calor. Entras en tu coche, que lleva varias horas aparcado al sol, y hace un calor terrible. Pues un profesor de autoescuela en Bilbao nos da este sencillo truco para bajar la temperatura del coche.

La escena que acabamos de describir es muy frecuente por desgracia en los meses de verano. En situaciones así, entrar en el coche es imposible y hasta te puedes quemar si rozar la hebilla del cinturón, por ejemplo.

Ten en cuenta que, si dejas tu coche aparcado al sol durante varias horas, la temperatura en el habitáculo puede alcanzar los 60 grados o, incluso, superarlos

Lo mejor para evitarlo es dejar el coche aparcado a la sombra o en un lugar resguardado del sol, pero sabemos que esto no siempre es posible. A veces, no queda más remedio que aparcar al sol. Y, aunque aparques en la sombra, la sensación de calor existirá.

5 consejos para usar el aire acondicionado con más eficacia

Un profesor de autoescuela de Bilbao nos explica cómo bajar fácilmente la temperatura del coche

Es verdad que existen algunos remedios para evitar que el interior se caliente demasiado, como utilizar parasoles, tintar los cristales y dejar las ventanillas un centímetro o dos bajadas. 

Pero, si en el exterior hace mucho calor como en estos últimos días, será inevitable que el interior de tu coche se convierta en un horno.

En estos casos, lo mejor es poner el aire acondicionado y dejar las ventanillas bajas al principio, como explica este profesor: “El mejor consejo es poner el aire acondicionado y bajar las ventanillas al principio, para que saque el aire caliente del vehículo”.

Pero hay otro motivo por el que conviene bajar las ventanillas: “El calor ha podido reaccionar con el plástico con el que están construidos los vehículos y se han podido producir gases nocivos, así sacamos también esos gases. Estamos así durante un minuto o minuto y medio y luego sí, cerramos las ventanas”.

Otros trucos para bajar la temperatura

Es un consejo sencillo que puede ayudar a refrescar el habitáculo más rápidamente y, además, es beneficioso para la salud. Pero existen otros trucos que pueden bajar la temperatura del coche y que se pueden complementar con el que ofrece este profesor.

Uno de los más eficaces es el conocido como ‘técnica japonesa’ y se puede hacer sin arrancar el coche ni activar el aire acondicionado o climatizador. Consiste básicamente en bajar la ventanilla de la puerta del acompañante y abrir y cerrar repetidas veces la puerta contraria, o sea, la del conductor

También se puede hacer al revés, bajar la ventanilla del conductor y abrir y cerrar la puerta del copiloto. De esta forma, se genera una fuerte corriente en el interior que permite la entrada de aire desde el exterior y expulsar el que está concentrado en el habitáculo que, en ese momento, está mucho más caliente. 

Una vez que hagas esto, puedes entrar en el coche y, como explica el profesor de la autoescuela, bajar las ventanillas y poner el aire acondicionado. Eso sí, no lo enciendas inmediatamente, espera un poco para que el desgaste de la batería sea menor. Luego ya podrás subir las ventanillas y notarás que el interior del coche se ha enfriado rápidamente.

Etiquetas: Verano

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Autobild España.