Noticia

Opel Insignia Country Tourer, más allá del asfalto

Carlos López

03/07/2013 - 11:25

En el Salón de Frankfurt 2013 será presentado el Opel Insignia Country Tourer, la versión tope de gama del Sports Tourer con toques de SUV. Equipará dos motores diésel: un 2.0 CDTI de 163 CV y un BiTurbo CDTI de 195 CV.

La gama familiar de la marca alemana se completa con el Opel Insignia Country Tourer, que será presentado en el próximo Salón de Frankfurt 2013. Se trata de una versión del Sports Tourer con un carácter mucho más campero que el Insignia CrossFour.

El Insignia Country Tourer cuenta con una mayor altura libre al suelo (20 mm), protecciones en los bajos combinados y pasos de rueda más marcados. Complementa la parte estética del coche una doble salida de escape cromada. Dispone de tracción integral con entrega de par motor variable para lograr un mayor agarre.

El sistema de tracción 4x4 del Opel Insignia Country Tourer controlado electrónicamente incorpora un embrague de alta calidad, que funciona con el principio Haldex, y un diferencial autoblocante que asegura la adherencia tanto en firmes pavimentados como sin pavimentar. Constantemente se adapta a las condiciones de la carretera y distribuye el reparto de par motor de 0 a 100% entre el eje delantero y trasero, así como entre ambas ruedas traseras.

El principal beneficio es que todo esto ocurre incluso antes de que una rueda comience a patinar por falta de tracción, por ejemplo, sobre mojado o en carreteras cubiertas de nieve. En combinación con el chasis FlexRide (controlado electrónicamente), el sistema de tracción total establece nuevos estándares en términos de tiempo de reacción y control del vehículo.

En España, el Opel Insignia Country Tourer contará con dos mecánicas diésel. El primer propulsor es un 2.0 CDTI de 163 CV ya disponible en otras versiones de la berlina. La versión más potente equipa el 2.0 CDTi biturbo de 195 CV con 400 Nm de par. El primero está asociado a un cambio manual de seis velocidades, mientras el segundo cuenta con un automático de las mismas relaciones.

En el exterior del Insignia Country Tourer, un elemento característico es el revestimiento en color antracita de los bajos de los laterales y las secciones inferiores de la carrocería, que también hacen los pasos de rueda más pronunciados, dándole un aspecto más ancho. Los faros delanteros tintados, con acentos cromados encastrados, incorporan luces diurnas LED con forma de ala. La forma de diseño gráfico se repite en la parte trasera, donde las luces traseras y de freno LED se combinan.

 Aquí tienes todas las novedades del Salón de Frankfurt 2013

Lecturas recomendadas

Carlos López

Alumno Máster de Periodismo de Motor

Buscador de coches

Más de Salón del automóvil de Frankfurt 2013