Skip to main content

Noticia

Mitsubishi Montero o Nissan Navara, ¿cuál es más poderoso fuera del asfalto?

Mitsubishi Montero
Lo que realmente importa.

Muchos coches se pueden comparar en un ámbito general, pero cuando nos centramos en modelos especializados, ciertas facetas son relativamente baladí y las que tienen más peso son las que afectan precisamente a su especialización. Si hablamos de vehículos como el Mitsubishi Montero o el Nissan Navara, claro que podríamos analizar su imagen o equipamiento, pero son dos “caballos de batalla” en los que el comprador pone sus ojos por su capacidad fuera del asfalto.

Es por eso que hoy vamos a poner frente a frente su capacidad off-road, que es lo que ofrecen cuando se trata de mancharse de barro (o de arena, o de nieve…).

VÍDEO: Probamos el Mitsubishi Montero T3 de Rubén Gracia en el Dakar

Cotas todoterreno

Un punto imprescindible por el que empezar, puesto que determina que obstáculo podremos atacar. En el caso del Mitsubishi, cuenta con un ángulo de entrada de 34,5 grados, con uno de salida de 24,5 y con el ventral de 22,2. Además, tiene una distancia libre al suelo de 205 mm y una capacidad de vadeo de hasta 700 mm de altura.

En cuanto al Nissan, su ángulo de ataque es de 30º, el de salida es de 24 y el ventral de 21,2. Su altura libre es ligeramente superior, de 224 mm, mientras que su capacidad de vadeo también se queda algo corta, llegando solo a 600 mm.

Probamos el Nissan Navara: sin límites

Tipo de tracción

Ambos utilizan un sistema de tracción a las cuatro ruedas conectable, es decir, que permite circular en modo 4x2 en circunstancias de buena adherencia, con el ahorro de combustible que ello conlleva.

En el Montero son cuatro las opciones de funcionamiento que están disponibles: 2H, tracción delantera estándar; 4H, a las cuatro ruedas con reparto equitativo entre ambos ejes; 4HLc, activa el bloqueo del diferencial central si la situación lo requiere; y 4LLc, se activa la reductora, lo que mejora la capacidad para subir pendientes pronunciadas o bajar cuestas del mismo tipo.

El Navara ofrece tres modos de conducción: tracción delantera, para reducir el consumo; 4x4 High, optimiza la tracción sobre superficies de menor adherencia, como grava, asfalto húmedo, etc.; y 4x4 Low, pensado para terrenos difíciles como barro, nieve, arena y para afrontar desniveles importantes.

Chasis

El Mitsubishi Montero tiene una estructura de paralelogramo deformable con resorte helicoidal para la suspensión en ambos ejes, empleando barras estabilizadoras en ambos. El Nissan Navara recurre al mismo formato en el eje delantero, mientras que atrás monta sistema multilink, con todas las ventajas que ello implica.

¿Quieres saber cuál es tu coche ideal?

Y además