Noticia

Estilo de vida

Las creaciones marítimas de arquitectos y diseñadores

Antonio López

07/12/2015 - 11:30

Diseñar una embarcación es un gran reto, pero muchas de las caras más conocidas de la construcción y el diseño han querido poner su granito de arena. ¿El resultado? Aquí puedes ver algunos de los barcos creados por los arquitectos y diseñadores más prestigiosos del mundo.

Los barcos son los vehículos que atraviesan mares y océanos. Muchos de ellos son construcciones de gran tamaño que pueden acoger grandes familias, ya que cuentan con habitaciones y baños, salas de estar, bibliotecas, e incluso grandes cocinas. Por eso muchos arquitectos quieren diseñar este tipo de hogares, un reto muy difícil, ¿por qué? Los edificios que vemos en las grandes ciudades son muy diferentes unos de otros, esto es debido a la cantidad de materiales, formas o tipos de construcción que existen para que no haya una casa igual a otra, a no ser que el arquitecto quiera que se parezcan. En el mundo naval esto es difícil, y es que a diferencia de la construcción, es muy arriesgado presentar algo diferente, ya que suele imponerse lo tradicional. A pesar de ello, a continuación puedes ver algunos de los barcos creados por los arquitectos y diseñadores más prestigiosos del mundo.

No te pierdas: 'Fogghy', el Guggenhein de los veleros

Norman Foster 

Norman Foster es uno de los arquitectos más prestigioso del mundo, con estudios de arquitectura repartidos por todo el planeta y que además se atrevió en 2009 a diseñar un barco. El barco diseñado por Norman Foster, el Ocean Emerald, es una embarcación de 41 metros de eslora, con una estructura futurista, en la que estuvo trabajando durante 15 meses. Con un diseño minimalista, en el que destacan los enormes arcos que unen la proa con la popa, el arquitecto británico utilizó su experiencia en la construcción de hoteles de lujo para dar un nuevo enfoque de comodidad en la ingeniería náutica. Este barco actualmente se puede alquilar por 95.000 euros a la semana. 

Frank O. Gehry 

Otro de los arquitectos más conocidos del mundo también ha querido aportar su granito de arena al mundo de la náutica. De hecho ha sido el último en plasmar su genialidad en un barco. El barco de Frank Gehry, Fogghy, es un balandro de madera de alerce de 22,5 metros de eslora, en el que comenzó a trabajar en 2008, pero no fue hasta 2012 cuando se encontraron las soluciones técnicas necesarias para que el proyecto tomara forma, tal y como exigía su creador. En julio de este año el Foggy realizó sus primeras pruebas de navegación. 

Zaha Hadid 

La primera mujer que ganó el Premio Pritzker presentó en 2013 el prototipo de un superyate de 128 metros. El barco diseñado por Zaha Hadid, el Mothership, está diseñado para el astillero alemán Blohm + Voss, y concibe un concepto inédito en la industria de las grandes esloras debido a la forma de su estructura. Este barco no viene solo, y es que le acompañan otras 5 unidades de 90 metros de eslora. 

Renzo Piano 

El barco de este arquitecto que cuenta con edificios tan impresionantes como el Centro Pompidou de París también tiene su creación náutica. Se trata de Kirribilli, un velero de crucero de 18 metros de eslora de fibra de carbono con un diseño minimalista con algunas sorpresas técnicas, como un sistema que almacena la vela mayor en la botavara cuando ésta es arriada.

Philippe Starck 

Este diseñador industrial ha colaborado ya en varias creaciones náuticas, pero son tres las que han traspasado las fronteras del sector. Se trata de los dos encargos que recibió del multimillonario ruso Andrey Melnichenko y su trabajo en el yate de Steve Jobs

El multimillonario ruso ha encargado dos embarcaciones a Starck, a cada cual más impresionante. La primera de ellas, el Yate A, se ha convertido en una de las grandes esloras más excéntricas del mundo. Con 120 metros de eslora, Melnichenko desembolsó 323 millones de dólares por esta mansión flotante. 

La segunda de ellas, el Sailing Yatch A, es uno de los veleros más grandes del mundo con 143 metros de eslora, en el que Melnichenjo ha desembolsado más de 400 millones. El megavelero, que está realizando ya los primeros test en el agua, saldrá del astillero alemán Nobiskrug el próximo año.

Starck también trabajo con Steve Jobs con quien trazó un yate de 80 metros en 2009. Botado como Venus en 2013 en los astilleros Feadship, su creador no llegó a verlo construido, tal y como temía: "Sé que cabe la posibilidad de que me muera y deje a Laurene con un barco a medio construir, pero tengo que seguir adelante con ello. Si lo dejo, será como reconocer que estoy a punto de morir". En esta embarcación, el diseñador galo fue el encargado de los interiores. 

Para ver una galería completa de los barcos creados por los arquitectos y diseñadores más prestigiosos del mundo puedes hacerlo aquí

Fuente: Nauta360

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Antonio López

Antonio López

Colaborador

Colaborador de Tecnología y Estilo de Vida en Autobild.es

Buscador de coches