Skip to main content

Noticia

Motor

Estas son todas las multas que te quitan seis puntos del permiso de conducir

Las 5 multas de velocidad más altas que se han puesto en España

Excesos de velocidad, consumo de alcohol e invasión del carril contrario son las infracciones que acarrean multas que quitan seis puntos del permiso de conducir.

Con tantos años de experiencia, los conductores estamos más que acostumbrados a que buena parte de las infracciones se castiguen con multas económicas y la pérdida de algún punto del carnet. Lo que no tenemos tan claro es cuál es la cuantía de puntos que se retiran por cada infracción; menos cuando se trata de las sanciones más graves, las que conllevan la pérdida del máximo contemplado por la Ley que son seis puntos.

Cómo consultar los puntos con el sistema [email protected] de la DGT

En esta tabla quedan reflejadas cuáles son las infracciones por las que te pueden quitar seis puntos:

Infracción Puntos Sanción
Exceso de velocidad. La cuantía depende de la velocidad a la que se exceda el límite permitido en cada vía o tramo. De 2 a 6 Entre 100 y 600 euros
Consumo de alcohol y/o drogas al volante. La tasa máxima de alcohol para conductores noveles y profesionales es 0,15 mg/l en aire espirado. Para el resto de conductores es de 0,25 mg/l y, si se superan 0,60 mg/l, es delito. De otras drogas, cualquier presencia en el organismo es motivo de sanción. De 4 a 6 Entre 500 y 1.000 euros
Invadir el carril contrario o circular en contra de la marcha. Hasta 6 Entre 200 y 500 euros

Se avecinan cambios

Hace tiempo que desde la Dirección General de Tráfico vienen avisando de que ha llegado la hora de revisar el permiso de conducir por puntos. Este sistema, heredado de Francia, ha demostrado ser eficaz para reducir la siniestralidad, pero con el paso del tiempo los conductores se han acostumbrado a pagar sus irresponsabilidades con puntos y dinero y los expertos temen que haya perdido eficacia.

Puntos DGT

En España, el permiso por puntos (PXP) entró en vigor en 2005. A partir del 1 de julio de ese año, los conductores dejaban de tener tarifa plana para incumplir las normas y se pasó al quien la hace la paga, pero no solo con dinero, también con puntos. Todos los conductores comenzaban con un saldo de 12 puntos; los que en dos años no cometieran ninguna infracción sumarían tres puntos, hasta un máximo de 15 puntos. Por contra, quienes demostraran ser irresponsables al volante irían perdiendo puntos hasta agotar su saldo. Llegado este momento, perderían el derecho a conducir y no lo recuperarían hasta realizar un curso de recuperación de puntos.

Entre los cambios que baraja el actual director general de Tráfico (que también fue el impulsor del permiso por puntos en España), Pere Navarro, está el recrudecimiento de las sanciones a las infracciones más frecuentes como el uso del móvil al volante. También se estudia establecer nuevas sanciones para los conductores reincidentes y hacer más atractivos los cursos de reciclaje (hasta ahora permiten recuperar un máximo de seis puntos, se habla de aumentar la cifra a ocho).

 

 

Y además