Noticia

Continental: el software del 1.6 TDI no se podía hackear

Continental: el software del 1.6 TDI no se podía hackear

Vicente Cano

06/10/2015 - 09:11

Continental afirma que el 'software' del 1.6 TDI no se podía ‘hackear’ para mentir durante las pruebas de emisiones en laboratorio.

Como sabes, Volkswagen no desarrolló el software encargado de engañar durante los test oficiales de emisiones sino que lo tomó directamente de varios de sus suministradores. Ahora, Continental afirma que el software del 1.6 TDI no se podía ‘hackear’. El fabricante alemán de componentes ha tenido que salir a la palestra tras conocerse que la programación del motor EA 189 no había sido suministrada por Bosch, sino por Continental, que había desarrollado conjuntamente con Volkswagen la variante Euro V del 1.6 TDI.

No te pierdas: "Los motores de VW que no están afectados"

Según declaraciones a Autonews de un portavoz de Continental, el software del 1.6 TDI no se podía piratear para conseguir que el coche ofreciera unos datos de emisiones erróneos durante las pruebas oficiales. El meollo de la cuestión es que, según reveló la versión alemana de AUTO BILD, arreglar el motor 2.0 TDI de Volkswagen será sencillo, ya que solo requerirá una actualización de software, mientras que corregir los 1.6 TDI de Volkswagen resultará mucho más costoso, ya que habrá que sustituir las boquilla de todos los inyectores además de la programación. De hecho, en algunos modelos, la marca tendrá que instalar un sistema de urea con un coste para la marca de 300 euros la unidad.

La postura oficial de Bosch en el escándalo de Volkswagen

El gigante alemán de los componentes reconoció desde el primer momento ser el proveedor de los sistemas de inyección por conducto común de los motores manipulados, de hecho, según reconoció la propia Volkswagen, Bosch había sido quien había desarrollado el ‘software’ del motor 2.0 que VW usó ilegalmente para sus pruebas de laboratorio y ya en 2007 advirtió al fabricante de que no podría emplearlo en coches de calle. A finales de septiembre, Bosch emitió un comunicado en el que recordó que los common-rail o los aspersores de urea que le suministra a cualquier marca, se fabrican con las especificaciones que le son indicadas y son calibrados por sus clientes.

De hecho, Bosch afirmó que el problema actual no debe focalizarse en los motores diésel, dado que según la compañía este es hoy en día el carburante más limpio en términos de emisiones. Bosch subraya el papel del diésel especialmente en Europa, donde resulta imprescindible para alcanzar los límites establecidos para las emisiones de gases de efectos invernadero. El suministrador afirma además que sus sistemas de inyección y de tratamiento de gases son igualmente eficaces a elevadas velocidades y cuando se acelera a fondo. De hecho, Bosch todavía encuentra un potencial de ahorro en el diésel de hasta el 15% en términos de emisiones de CO2, también hay margen según la compañía de seguir reduciendo los NOx. En definitiva: Bosch sigue apostando por el diésel.

Lecturas recomendadas

Imagen de perfil de Vicente Cano

Vicente Cano

Redactor

Ferrolano de corazón, getafense de adopción, en periodismo desde hace 20 años. "Ser feliz es querer lo que se tiene, no tener lo que se quiere"

Buscador de coches

Más de Especial escándalo Volkswagen