Skip to main content

Noticia

Competición

Entrevistamos a Marc Gené después del éxito en Le Mans 2014

Entrevistamos a Marc Gené después del éxito en Le Mans 2014

Tres semanas después de que acabara la gran carrera francesa, entrevistamos a Marc Gené después del éxito en Le Mans 2014, una edición en la que quedó segundo.

Todo fueron prisas en la escuadra Porsche -y en todas- a las 15.00 h del domingo, justo cuando concluyó la última edición de las 24 Horas de Le Mans 2014. Y por eso, al abandonar el Circuito de La Sarthe, nos faltó felicitar al piloto catalán por su buenísima actuación y su flamante segundo puesto absoluto. Por eso, ahora, en un acto organizado por Audi en Madrid, hemos podido, con más calma, entrevistar a Marc Gené después del éxito en Le Mans... con el mono de competición con el que nos íbamos a enfrentar en una carrera de karts unos minutos después.  

Entrevista Gené Auto Bild Le Mans 2014

Rodrigo Fersainz (izquierda) con Marc Gené, en una entrevista realizada minutos antes de competir en una carrera promocional de karts organizada por Audi en Madrid. 

- Es curioso, por que en la grabadora, la última entrevista que tengo, justamente, es la de Mark Webber, uno de sus archienemigos en Le Mans, este año... 

- ¿Sí? Caramba... 

- Pero vamos a empezar por el principio. Este año, en el GP de España de F1 2014, le pregunté en broma si en Le Mans iba a ser más fácil entrevistarle, dado que correría en Jota Sport, en LMP2 y usted me decía usted me decía en el paddock "No te creas, que voy a estar en todos los actos oficiales de Audi como piloto reserva". Y aquí está, después de haber estado a punto de ganar en LMP1. ¿Cómo se lo monta siempre para competir, competir y competir pase lo que pase?

- Lo de correr en LMP2 no me lo esperaba. Y siempre me salen cosas 'chulas' como piloto. Quizás yo doy máximas facilidades, tanto en Ferrari como en Audi, y nunca tengo un "No". Y siempre intento un poco invertir. Al invertir ahí me sirvió para estar con Audi en LMP1 y quién me lo iba a decir. Y cuando comencé en Peugeot lo hice para estar en forma en Ferrari ¡y gané Le Mans!, que es posiblemente lo más importante que voy a hacer en mi carrera deportiva. Hay que mirar más a medio plazo. Si hago una carrera es porque sé que algo me va a aportar en el futuro. Y al final, me acaba saliendo a lo mejor no lo que me esperaba, pero igual de buena. Y es cierto que cuanto más compitas y más conduzcas -cualquier tipo de coche-, mejor piloto eres porque estás más entrenado.  

Gené declaraciones Audi

- Aun así otra lectura puede ser la de Las dos victorias que se le escaparon a Gené este año, la de la categoría absoluta y la de Jota Sports en LMP2, en dos boxes que, curiosamente, estaban pared con pared. ¿Cambiaría esta experiencia por haber vencido en Le Mans en la segunda categoría?

- No, para nada. Si tú me dices que qué prefiero, ganar allí en LMP2 o ser segundo -o tercero- en la categoría absoluta... diría ser segundo o tercero. ¿Ser cuarto en la absoluta? Ya tengo mis dudas. Solo escogería ser cuarto en LMP1 si hiciera una muy buena carrera como la que hice y la gente lo hubiera visto. Ahora, si fuera una carrera anónima... Pero estar entre los tres primeros en la LMP1... No hay es otra categoría en Le Mans que sea comparable, aunque sea ganándola.  

-Después de su victoria en 2009, ha estado más cerca que nunca del triunfo, ¿no? ¿Se ha llegado a sentir así dentro del casco?

- Sí, es cierto que la he liderado en otras ocasiones, como en 2008, en 2011... Pero en aquellas ediciones estuvimos fuera de las opciones de ganar cuando faltaban muchas más horas para el final. Yo siempre he dicho que, cuando se hace de día y quedan cuatro o cinco horas, aunque falte mucho, parece que las carreras se congelan -y he visto muchos Le Mans en los que ya no pasa nada. Y esta vez, lo último que pasó fue lo nuestro [rotura del turbo y entrada a boxes durante casi 20 minutos], por desgracia. En esta carrera siempre suceden cosas -accidentes, salidas de pista...-. Por eso, cuando faltaban cuatro o cinco horas y yo en el relevo le entregué el coche a Tom Kristensen, una parte de mí sabía que posiblemente quedaba mucho, mientras que otra decía "Ya está hecho, además el otro [Porsche] está muy lejos". En ese momento sabes que puede pasar algo, pero confías en que no te van a adelantar. Y por supuesto, confié en que se podía ganar.

-  Recuerdo que en las últimas vueltas de este año, iban pegados al Audi número 2, que lideraba y ya no se adelantaban. Dicen que en Ferrari se corre para la marca más que para uno mismo, y usted, como piloto de Ferrari y Audi, ¿puede decirme si eso es cierto? ¿Comparten ambos equipos tan diferentes esa misma filosofía?

- Sí, es cierto. Quizás más en Audi, porque son muchos pilotos, con lo cual fíjate que quizás -salvo Tomo Kristensen que ha ganado muchas veces Le Mans- no hay como un piloto 'estrella'. Aquí las marcas- por lo menos, Audi- no van buscando eso, y si te fijas, hasta en los anuncios de las revistas pone "Audi gana Le Mans", y no este o aquel piloto. En Ferrari también se trabaja para la marca, pero el Mundial de Pilotos es más comercial. La Fórmula 1 es algo más mediático porque también los pilotos lo son. Y seguramente por eso este año, la carrera francesa tuvo más seguimiento, porque vino Fernando [a dar la salida], estuvo Webber [con Porsche, una vez que había dejado Red Bull]... Hubo pilotos de cierto nombre. Pero la marca es más importante en Le Mans que en la F1, sin ninguna duda, aunque en Ferrari intentemos que haya mucho trabajo en equipo. 

- Nos comentaba hace un rato que "La F1 podría aprender muchas cosas de Le Mans" en cuanto a la cercanía con el público" -y para la prensa, añado yo. ¿No cree que eso es una mala inversión para el negocio a medio y largo plazo? 

- Sí. Es cierto que los pilotos no siempre quieren o queremos dedicar tiempo al público, pero es que es algo intrínseco de tu trabajo. Al final, indirectamente, quienes te pagan a ti: ellos pagan las entradas, las maquetas... a la marca de coches y esta te paga a ti tu contrato. Si no, imposible, nadie invertiría en esto y uno no tendría trabajo. Uno no corre para la marca, sino para el público. A veces los pilotos son un poco cortoplacistas. Por eso es bueno lo que hace Le Mans en la Drivers Parade, donde la gente no paga ni entradas y te pueden tocar. Esto la F1 nunca lo a hecho y si lo hiciera en el centro de las ciudades, sería una pasada, seguro, porque los pilotos son más mediáticos. Más allá de que las entradas [en F1] sean un poco prohibitivas, que ya ahí no entro -porque el precio de la entrada en Le Mans cuesta una cuarta parte- en la carrera francesa además, por un poco más, puedes entrar en el paddock -algo impensable en la Fórmula 1-. Entiendo que a lo mejor no se pueda hacer esto. Pero la F1 tiene que cambiar el chip y tomar nota en aspectos como la cercanía del público. 

- Volviendo a la Resistencia, ¿cómo fue esa llamada para suplir a Loïc Duval en Audi? 

- Cuando eres reserva y te llaman con tan poco tiempo, la verdad es lo mejor que te puede suceder para no ponerte nervioso. Yo, con la edad que tengo [40 años cumplidos], cuesta mucho que me pongan nervioso. Dormí bien, la verdad, si bien tenía ciertas dudas sobre mi rendimiento porque apenas había rodado con el Audi y no sabía si iba a estar al nivel de mis compañeros. Estaba tranquilo quizás porque mi papel era difícil, aunque nadie esperaba nada de mí, así que solo podía soprender... que era lo que al final hice (a mí mismo y al equipo). Esto me pasa con diez años menos y estaría hecho un flan, porque me jugaría el futuro de mi carrera deportiva, que ahora ya casi está al final como piloto. Y esto era solo un regalo que lo pude aprovechar.

- Y, finalmente, ¿cómo ve a los rivales en 2015?

- Porsche va a ser un rival temible, porque lo hicieron muy bien y acababan de llegar. Yo recuerdo el primer año de Peugeot y no estuvimos tan fuertes como han estado ellos. Siempre digo que Le Mans se gana al tercer año, y por ello este era el año de Toyota, y por eso quizás sean los más depepcionados, por haber tenido el mejor coche y no haber ganado. Y a Nissan (véase Lucas Ordóñez, ¿campeón de Le Mans 2015?) les va a costar mucho. ¿Audi? Son los grandes expertos. Para ellos será muy importante ver qué coche cogen (este año no eran favoritos), ver cómo lo configuran, y en 2014, con el reglamento nuevo, eran los grandes perjudicados.

Lecturas recomendadas