Skip to main content

Comparativa

Motor

Comparativa: BMW M440i Gran Coupe vs Kia Stinger y Peugeot 508

Comparativa del BMW M440I Gran Coupe vs Kia Stinger y Peugeot 508

El nuevo BMW M440i Gran Coupe se enfrenta a rivales dispares como el Kia Stinger y el Peugeot 508, pero los tres tienen algo en común: elegantes líneas coupé y altas prestaciones

El BMW M440i xDrive Gran Coupé llega con un elegante traje bajo el que esconde un motor de gasolina de seis cilindros y tracción total. Coupé en sus formas básicas, este BMW integra cuatro puertas y un gran portón trasero: es un coche diferente a la mayoría y al mismo tiempo con mucha prestancia. 

Diseño y motores 

Pero eso no quiere decir que otras marcas no estén en la misma senda. El Kia Stinger GT 3.3 T-GDI AWD, por ejemplo: también viste un “traje” hatchback, deja que un seis cilindros se exprese abiertamente e impulsa una cantidad similar de potencia a través de su transmisión automática, a saber: 366 CV; el BMW tiene 374. El Peugeot 508 Hybrid4 360 PSE e-EAT8, tercero en liza y con el mismo alma de berlina coupé, se queda un pelín por detrás con 360 CV.

VIDEO

Kia Stinger, un fin de semana diferente

El Peugeot, aunque siguiendo un camino ligeramente distinto al BMW y el Kia, también se presenta con un envoltorio muy atractivo y dinámico. Con sus líneas nítidas y la franja de luces concisa en la parte trasera es uno de los cortes de sedán con más clase entre las berlinas de tamaño medio. 

El 508 PSE genera su energía a partir de un paquete híbrido enchufable. El mild-hybrid se combina con el turbo de un motor de gasolina de 1,6 litros y cuatro cilindros. Y esto entrega nada menos que 520 Nm al conjunto. 

Comportamiento

A pesar de la ayuda del propulsor eléctrico extra, el 1.6 tiene que peleárselo cuando pisas a fondo o ruedas a altas velocidades. Lo confirma con un ruido crepitante y una vibración típica de los cuatro cilindros cuando gira alrededor de las 5000 rpm. 

Peugeot 508

Además, la transmisión automática reacciona frenéticamente al ‘kickdown’ y las inserciones no son tan fluidas como uno espera de una berlina de hoy en día. Y el Peugeot reacciona de forma algo nerviosa y puntiaguda a los movimientos de volante. 

Por otro lado, por mucho que llegue con la etiqueta de semi híbrido, no es uno de esos viajeros que planea sobre el asfalto suavemente. Y es que la respuesta de la suspensión es tirando a seca, y solo filtra a regañadientes las irregularidades del asfalto. No es en absoluto incómodo, pero no es todo lo confortable que uno espera de una berlina de este porte. 

Dicho esto, a pesar de la pequeña desventaja de potencia, el Peugeot no es precisamente lento. Las prestaciones que hemos medido muestran que el francés supera al Kia (que es un poco más pesado) en la recuperación de 80 a 120 km/h. Y además, su sistema de propulsión funciona con creces cuando se trata de ahorrar combustible. El 508 se las arregla con 5,5 litros gasolina (más el consumo de energía) cada 100 kilómetros. Si lo convertimos en euros, es un poco más eficiente que el BMW.

El Kia traga 11,6 litros de consumo medio

El coreano está en el otro extremo: 11,6 litros de consumo medio cada 100 kilómetros son, digamos, extemporáneos. Y es que su enorme cubicaje de 3,3 litros, casi el doble que el de su rival francés, requiere mucho combustible para funcionar. En cualquier caso, puedes sentir claramente el carácter turbo aquí. A cambio, el coche gestiona muy bien su generosa potencia. 

Peugeot 508: cinco virtudes y dos defectos

La tracción total, que prioriza la fuerza hacia el eje trasero, aprovecha hasta el último Nm de par. Sin embargo, el bloqueo del diferencial del eje trasero ocasionalmente tira bruscamente del tren de transmisión, lo que se siente como un giro brusco bajo un ángulo de dirección más pronunciado. 

Port lo demás, es impecable: el V6 gira, acelera, suena y es una delicia tanto en la conducción casual como en un pilotaje decidido. Esto se ajusta perfectamente a su dirección comunicativa con una asistencia eléctrica muy bien adaptada.

Eso es exactamente lo que desearíamos de BMW. Pero no lo hay. Por el contrario, recibimos el típico tacto sintético alrededor de la posición media y poca tensión en los primeros grados del ángulo de dirección. 

Morro M440i

Este es básicamente nuestro único punto de crítica. El resto: una fiesta. El M440i juega a gran viajero y contundente deportivo en una misma carta, apoyado en su sedoso seis cilindros. El 3.0 doblemente sobrealimentado puede circula suavemente, golpear con fuerza bajo una presión decidida del acelerador, acelerar elegantemente si eres más comedido con el pie derecho y, en definitiva, responder a la perfección en cualquier circunstancia.   

Además, una red de 48 voltios con 11 CV ayuda a aliviar el motor de gasolina, y la transmisión es impresionantemente versátil: se adapta a cualquier situación, y en todas responde fugazmente y con absoluta fluidez. 

Zaga Kia Stinger

El chasis, por lo demás, está entre los mejores de su clase. Siempre seguro, y cómodo de suspensión (en modo Confort), y firme cuando uno quiere darse algunas alegrías al volante  (en los modos S), siempre bendecido por una tracción excelsa. No todo va a ser bueno: el consumo es elevado, por mucho que monte un sistema mild-hybrid.

El M440i lleva el paquete tecnológico más abultado de esta liga

Una amplia red ‘online’ (por ejemplo, sincronización de ‘smartphones’ con el sistema de infoentretenimiento), lo máximo imaginable en asistentes a la conducción o incluso un control de voz muy eficaz están disponibles bajo pedido. Y todo se maneja de forma muy intuitiva. 

En el Kia,  aparte de las "teclas de preselección", el conductor deberá concentrarse más a la hora de navegar por los menús de la pantalla táctil. Los controles del clima están muy abajo,  y la temperatura se muestra muy arriba en la pantalla. 

Zagas 508, M440i y Stinger

En el Peugeot sucede algo parecido: la experiencia de manejo se concentra en la pantalla táctil, y uno debe acostumbrarse a los indicadores del cockpit digital que queda sobre el volante. El 508 lo compensa, eso sí, con un equipamiento de confort feudal de fábrica, algo que encaja perfectamente con su refinado diseño interior. 

Factores para decidir la compra

El concepto de carrocería del M440i es especial, sus capacidades son innegablemente buenas, y típicamente BMW. Así que el de Múnich claramente ofrece el mejor conjunto en esta liga. Los laureles del Kia se centran en su motor. Es maravilloso que todavía exista algo así. El Peugeot es elegante y majestuoso, y al mismo tiempo tiene el mayor potencial de ahorro. 

Ver otros acabados de BMW Serie 4
  • Precio

    75.900

  • Tipo de Motor

    Híbrido

  • Cilindrada

    2.998 cc

  • Par motor

    500 Nm /1.900 rpm

  • Potencia Conjunta

    374 cv /6.500 rpm

  • Cambio

    Automático

  • Tracción

    Integral

  • Capacidad maletero

    470 L / 1.290 L

  • Aceleración 0-100

    4,7 s

  • Velocidad máxima

    250 km/h

  • Consumo oficial

    8 l/100km

  • Garantía

    3 años/200.000 km

  • Tipo de combustible

    Gasolina

Ver otros acabados de KIA Stinger
  • Precio

    54.450

  • Tipo de Motor

    Normal

  • Cilindrada

    3.342 cc

  • Par motor

    510 Nm /1.300 rpm

  • Potencia

    366 cv /6.000 rpm

  • Cambio

    Automático

  • Tracción

    Integral

  • Capacidad maletero

    406 L / 1.114 L

  • Aceleración 0-100

    5,4 s

  • Velocidad máxima

    270 km/h

  • Consumo oficial

    10.9 l/100km

  • Garantía

    -

  • Tipo de combustible

    Gasolina

Etiquetas:

Berlinas

Y además