Noticia

VW llega a un acuerdo sobre los motores 3.0 TDI en EEUU

VW llega a un acuerdo sobre los motores 3.0 TDI en EEUU

Ignacio de Haro

21/12/2016 - 12:12

Volkswagen ha llegado a un acuerdo con las autoridades estadounidenses sobre los motores 3.0 TDI afectados por el escándalo de emisiones en el país. De los 83.000 automóviles afectados, los que habían quedado fuera del anterior acuerdo adoptado en octubre para los bloques 2.0 TDI, harán una oferta de recompra para unos 20.000 vehículos mientras que los restantes serán reparados.

Te interesa: Primera condena a Volkswagen en España

El pasado 25 de octubre, Volkswagen llegó a un acuerdo con las autoridades estadounidenses por el cual la compañía alemana pagará alrededor de 15.000 millones de dólares a los propietarios de unos 475.000 vehículos con motores diésel de 2.0 TDI afectados por el escándalo de emisiones en el país. En aquella ocasión quedaron en el aire los otros 83.000 vehículos afectados equipados con el bloque V6 diésel, pero ahora Volkswagen ha llegado a un acuerdo sobre los motores 3.0 TDI en Estados Unidos.

Volkswagen, tal y como informan desde la Agencia de Protección Medioambiental estadounidense (EPA, por sus siglas en inglés), ha acordado con el juez Charles Breyer de San Francisco una solución para los motores 3.0 TDI afectados por el Dieselgate. De los 83.000 vehículos vendidos en el país con el motor 3.0 TDI equipado con un software ‘maligno’ que altera los resultados de las pruebas anticontaminación, unos 20.000 propietarios recibirán una oferta de recompra por parte de la compañía.

Las claves del escándalo de Volkswagen

Los aproximadamente 63.000 vehículos restantes con motor 3.0 TDI serán reparados para que cumplan con la normativa de emisiones. Eso sí, antes de que eso suceda desde Volkswagen deberán aclarar cómo piensan solucionar este problema y una vez hecho eso, el procedimiento deberá ser aprobado por las autoridades medioambientales federales y de California. Si no les gusta la solución, podría darse la situación de que tengan que recomprar al completo los 83.000 coches restantes que no están equipados con el propulsor 2.0 TDI.

En cualquier caso, sea cual sea el resultado final, todos los propietarios recibirán una compensación económica por los daños que ha provocado la marca. El acuerdo de Volkswagen con las autoridades estadounidenses pasa también porque la compañía alemana destine 225 millones de dólares a financiar proyectos que reduzcan las emisiones de óxido de nitrógeno a la atmósfera.

Fuente: EFE

Lecturas recomendadas

Ignacio de Haro

Colaborador

Apasionado del mundo de las cuatro ruedas.

Buscador de coches

Más de Especial escándalo Volkswagen